120.00

Publicidad

Muere Maradona

Diego Armando Maradona y sus problemas con las drogas: "El error más grande de mi vida"

El futbolista más grande de la historia, Diego Armando Maradona, fue también el más controvertido y polémico. Sus problemas con las drogas marcaron su carrera y adelantaron el final prematuro de un futbolista único.

En resumen

Diego Armando Maradona ha muerto hoy a los 60 años. Si algo marcó el declive de la carrera de Maradona como ídolo del fútbol mundial fue su adicción a las drogas. "Tenía 24 años cuando consumí droga por primera vez. En Barcelona. Ha sido el error más grande de mi vida", reconocía en enero de 2017.

Su paso por Barcelona marcó el resto de la carrera de Maradona y su prematuro final futbolístico. Las drogas se convirtieron en el único 'defensa' al que Maradona no pudo regatear. Su adicción a la cocaína le costó una sanción de la FIFA y el adiós al mundo del fútbol.

En 2019, en una entrevista TyC Sports, Maradona habló claramente sobre sus problemas con las drogas. Cocaína, excesos con el alcohol... Maradona pasó de la cumbre al infierno.

"A los chicos les digo ‘no a la droga’. Ustedes no tienen participación con la sociedad, no tienen participación con la familia, eso lo aprendí de mi vieja, porque yo no soy maleducado, soy mal aprendido. Y yo cuando tomaba farlopa no tenía nada, era un zombi. No la prueben", reconocía Maradona en dicha entrevista en 2019.

En Barcelona, Maradona vivió una etapa de claroscuros que se conoció con el paso del tiempo. En una entrevista al 'Canale 5' de la cadena italiana Mediaset, admitió que la primera vez que consumió drogas fue en su etapa en el Barcelona cuando tenía 24 años y consideró que fue "el error más grande" de su vida.

Tras su retirada del fútbol como jugador, Maradona cayó en una espiral de drogas y excesos que le costaron su salud y su físico. Muchos fueron los episodios en los que El Pelusa dejó una imagen lamentable y muy alejada de aquel futbolista mágico e irrepetible.

Ahora, Maradona ha dicho definitivamente adiós a los 60 años. Se va un futbolista único, irrepetible tanto en lo bueno como en lo malo.

Publicidad