El portero belga Thibaut Courtois y el delantero francés Karim Benzema se entrenaron por segundo día consecutivo con el resto de sus compañeros del Real Madrid en la ciudad deportiva de Valdebebas, mostrando al técnico Santiago Solari que están en condiciones para jugar ante el Sevilla.

Courtois ya está disponible para regresar a la portería del Real Madrid después de perderse por un problema muscular los tres últimos partidos, la eliminatoria copera ante el Leganés y el duelo liguero frente al Betis.

Por su parte, Benzema forzará ante el Sevilla, jugando con una férula que le proteja el dedo meñique fracturado de su mano derecha. Por segundo día entrenó con normalidad y paliará las bajas ofensivas que sufre Solari antes de decidir si finalmente pasa por el quirófano y está dos semanas de baja. Sin embargo, el entrenador del Real Madrid, ha dejado caer en rueda de prensa que el delantero francés no se operará y que seguirá en la dinámica del equipo.

Del resto de lesionados el técnico madridista no recuperará a ninguno. Marcos Llorente, Toni Kroos y Mariano Díaz completaron una parte de su trabajo de recuperación sobre el césped, mientras que Jesús Vallejo, Marco Asensio y Gareth Bale se quedaron en el interior de las instalaciones. El portero Luca Zidane ya es uno más de la primera plantilla, tras la salida de Kiko Casilla al Leeds United. Solari también contó en la sesión con los canteranos Javi Sánchez y Cristo González.