Casado con una española con la que tiene 3 hijos, Bertrand Ndongo vive en España y considera que hay que poner freno a la inmigración. "No podemos fomentar la idea de que cuando llegas aquí tu vida va a ser perfecta. No es fácil llegar", señala.

Se desmarca del núcleo político de la formación de Santiago Abascal y asegura que nunca ha conocido a nadie del partido. Destaca que odia "la incoherencia y la superioridad moral de los partidos de izquierdas. "No pueden fomentar el efecto llamada, es tremenda la cantidad de huesos de negros que hay en el fondo del mar", destacaba.

Ndongo considera que Podemos no mejora la vida de los demás. "Están utilizando a los negros para que les sigan votando", destaca. Asegura que la única vez que ha vivido racismo en España ha sido parte de una sudamericana.