Uno de los grandes inconvenientes de practicar surf son los tiburones y, si no, que se lo digan a estos surfistas que se daban un baño en Capistrano State Beach de Dana Point, California.

El fotógrafo Matt Larmand capturó con su dron a varios bañistas con tablas de surf a motor flotando en el mar entre tiburones. Sin embargo, Larmand no pudo avisar a los sufistas del peligro que corrían al nadar en esas aguas.

Lejos de cualquier evidencia de peligro, las personas que estaban dentro del agua no se dieron cuenta de la presencia de los escualos y sólo se percataron de ellos cuando ya los tenían encima. Incluso, uno de ellos se tiró al mar pese al peligro de ser atacado. Sin embargo, ninguno de los surfistas sufrió daño alguno.