ALGODÓN DE AZÚCAR

El algodón de azúcar es una golosina formada por hilos de azúcar derretido enredados alrededor de un palo.

El funcionamiento de la máquina que se emplea para formarlo es sencillo. El azúcar mezclado con colorante se coloca en el centro de la máquina donde se dispone un pequeño cuenco que tiene adosado un dispositivo para hacerlo rotar a gran velocidad y una fuente de calor para derretir el contenido. Luego, por medio de la fuerza centrífuga, el líquido se filtra por una serie de pequeños agujeros en los lados. Cuando el azúcar entra en contacto con el aire se solidifica, formando unos finos hilos a la vista similares al algodón que se amontonan en un recipiente de mayor tamaño colocado alrededor del cuerpo central de la máquina. El operador de la máquina entonces los junta con un palo.

El algodón de azúcar es en una gran parte aire, para hacer una sola porción basta con una pequeña cantidad de azúcar ya que el 70% de lo que saldrá estará compuesto de aire. De esta forma, podremos disolver un gran volumen de algodón en un pequeño volumen de agua caliente.