Aula vacía de un colegio

Publicidad

Vuelta al cole

Los padres que no lleven a sus hijos al colegio podrían ir a la cárcel o perder la patria potestad

Una magistrada del Tribunal Superior de Justicia de la Murcia explica que los padres "los padres tienen la obligación de llevar a sus hijos a recibir una educación".

El inicio del curso escolar 2020-2021 está la vuelta de la esquina y muchos padres no saben si llevar a sus niños al colegio este curso. El miedo al contagio del coronavirus les hace plantearse la educación en casa.

Ascensión Martín, magistrada en la Sala de lo Contencioso del Tribunal Superior de Justicia de la Murcia y portavoz nacional de Juezas y Jueces para la Democracia, explica en 'La Opinión de Murcia' que "los padres tienen la obligación de llevar a sus hijos a recibir una educación". Los padres que no cumplan con este norma pueden enfrentarse a penas de cárcel, multas o a la pérdida de la patria potestad.

Para evitar rebrotes en los colegios la Clínica Universidad de Navarra ha diseñado un documento con recomendaciones para una vuelta al colegio "segura", con indicaciones como evitar que sean los abuelos quienes lleven o recojan a los niños del colegio o desprenderse de la ropa que se ha llevado en el aula cuando el escolar regresa a su casa.

En cuanto a consejos de higiene, se incluye el lavado de manos con jabón o gel hidroalcohólico; quitarse los zapatos en la entrada de casa; cambiarse la ropa del colegio; sacarla a airear al sol; lavarla a 40 grados o más; limpieza de baños y cocina con detergentes que incluyan un porcentaje de lejía y uso de material de limpieza desechable; utilización de pañuelos y servilletas desechables; limpieza de fiambreras y cubiertos del colegio en programas de lavavajillas de 60 º; cubrirse la boca y la nariz con el codo al toser o estornudar y evitar tocarse los ojos, nariz y boca.

En relación con los consejos de distanciamiento social, se recomienda mantener en todo momento el distanciamiento interpersonal aconsejado de 1,5 m, excepto con el núcleo familiar; utilizar baños diferentes en la medida de lo posible o desinfectarlos a menudo en caso de convivir con personas con patologías de riesgo o restringir el contacto o mantener como mínimo 1,5 m de distancia.

Publicidad