Ola de calor

Publicidad

SEGÚN LA AEMET

La ola de calor terminará oficialmente el domingo pero las temperaturas seguirán 'muy altas' hasta el próximo sábado

La ola de calor se mantendrá hasta el domingo con cielos poco nubosos o despejados y temperaturas "significativamente" más altas de lo normal, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que espera que el lunes y el martes se produzca un "alivio" térmico pero que, de nuevo los termómetros subirán desde el miércoles hasta el viernes.

Europa Press | Madrid
| 16.06.2017 20:34

La ola de calor se mantendrá hasta el domingo con cielos poco nubosos o despejados y temperaturas "significativamente" más altas de lo normal, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que espera que el lunes y el martes se produzca un "alivio" térmico pero que, de nuevo los termómetros subirán desde el miércoles hasta el viernes.

La portavoz de la AEMET, Ana Casals, ha explicado que este fin de semana se espera nubosidad de evolución en áreas del sur, centro y noroeste peninsular y no se descarta algún chubasco y/o tormenta de forma ocasional y aislada que será más probable en las zonas de montaña.

Respecto a Canarias, ha dicho que se espera el tiempo habitual en el archipiélago, con intervalos nubosos en el norte de las islas y sin que se descarte alguna precipitación ocasional por la mañana en las de más relieve.

En cuanto a las temperaturas, ha destacado que este fin de semana subirán "bastante" en Galicia, Cantábrico, alto Ebro y Canarias y que este ascenso será "muy significativo en Galicia".

En el resto de la Península espera que sigan siendo mucho más altas de lo normal para estas fechas en buena parte del interior de la Península, especialmente en valles del Guadalquivir, Guadiana, Tajo y Miño y depresiones del nordeste, donde llegarán o pasarán de 40ºC.

El viento hasta el domingo soplará fuerte del nordeste en el litoral noroeste de Galicia, de norte en Ampurdán y Menorca y levante fuerte en el Estrecho.

Casals ha indicado que a principios de la próxima semana, lunes y martes se producirá una pequeña inestabilización de la situación y habrá nubes de evolución en buena parte del interior de la Península y esto producirá chubascos y tormentas, sobre todo por la tarde, que serán más probables en zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste y algunas zonas llanas intermedias. En Canarias no se descarta alguna precipitación ocasional por la mañana en las islas de mayor relieve. El viento soplará fuerte de levante en el Estrecho y en el litoral norte de Galicia.

A consecuencia de esta inestabilidad, la portavoz espera que "bajen ligeramente" las temperaturas, excepto en el País Vasco, lo que "no significa" que los termómetros vuelvan a estar en sus valores habituales, ya que ha avisado de que seguirán "muy por encima de lo normal en muchas zonas", entre 7 y 12ºC las máximas y entre 4 y 10 grados centígrados las mínimas, según las zonas.

Sin embargo, ha dicho que de miércoles a domingo disminuirá la inestabilidad y desde el miércoles volverán a subir los termómetros, aunque no tanto como estos días, hasta que el sábado entre un frente por el oeste de la Península que dejará precipitaciones, sobre todo en Galicia y el Cantábrico, que conllevarán un descenso de las temperaturas "importante" aunque en algunas zonas seguirán situados en 36 grados centígrados o más.

Es decir que, según la portavoz de la AEMET, a pesar de que el domingo termina la ola de calor las temperaturas seguirán siendo muy altas para la época hasta el próximo fin de semana, cuando un frente llegue por el oeste y contribuya a cambiar la masa de aire cálida actual por una más fresca.

De momento, Casals ha explicado que este fin de semana las temperaturas suben especialmente el sábado en Lugo, donde aumentarán 6ºC, pero también en Asturias, Cantabria, País Vasco y en Valencia, mientras que bajarán "ligeramente" en el sureste del mediterráneo.

Publicidad