En Barcelona

En Barcelona

Una escuela habilita un espacio para dejar mensajes contra la violencia

Junto a la urna, donde pone "Hem votat", han colocado un gran panel de corcho bajo unos folios donde se puede: "espacio para la tolerancia, la democracia y la libertad" y "aquí puedes expresar tus sentimientos", para que los alumnos y los padres y madres puedan colocar sus mensajes y explicar cómo vivieron la jornada de ayer.

Escuela Arenal de Llevant de Barcelona
Escuela Arenal de Llevant de Barcelona | Facebook

La Escuela Arenal de Llevant de Barcelona, situada en la calle Bac de Roda, ha instalado este lunes una de las urnas que ayer se usó en el referéndum en el vestíbulo del colegio para que presida un espacio destinado a dejar mensajes contra la violencia.

Según ha explicado la directora del colegio, Eulàlia Griset, aunque ayer pudieron votar con normalidad porque no acudieron ni la Policía Nacional ni la Guardia Civil, el equipo directivo ha tenido la idea de aprovechar una de las urnas vacías usadas ayer para ponerla en el vestíbulo de la escuela.

Junto a la urna, donde pone "Hem votat", han colocado un gran panel de corcho bajo unos folios donde se puede: "espacio para la tolerancia, la democracia y la libertad" y "aquí puedes expresar tus sentimientos", para que los alumnos y los padres y madres puedan colocar sus mensajes y explicar cómo vivieron la jornada de ayer.

Griset ha explicado que este mediodía, cuando han salido al patio para secundar la convocatoria contra la violencia policial, han puesto la música de la canción "Imagine", de John Lennon, y algunos niños han pedido poder hacer los primeros carteles. Con muchos colores, los niños han dibujado folios con lemas como "patadas no", "hemos de hablar", "aquí no se pega", "queremos paz" o "no a la violencia".

Por otra parte, la dirección y los maestros de la escuela Nuestra Llar de Sabadell (Barcelona) han decidido este lunes hablar con los alumnos sobre la intervención por la fuerza que ayer hizo la Policía Nacional cuando sus agentes irrumpieron en el centro escolar tras romper la cristalera de acceso.

Una veintena de furgonetas policiales acudieron a la escuela, donde tenía que votar la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, cuando abría sus puertas a las numerosas personas que esperaban para votar. Como resultado de la operación policial, una veintena de puertas y parte del mobiliario quedó destrozado, según fuentes de la escuela.

En un comunicado, el centro asegura que se han reunido con los alumnos de primero a sexto curso para que pudieran expresar sus preocupaciones ante los hechos que pudieron ver a través de televisión, internet, y algunos de ellos en persona.

El objetivo de las charlas con los alumnos, detalla el centro en el comunicado, ha sido intentar trasladar tranquilidad, de modo que el resto de la jornada ha continuado con "la mayor normalidad posible".

Seguro que te interesa

EFE | Madrid | 02/10/2017

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.