Obesidad

Cada vez hay más jóvenes con sobrepeso u obesidad en España: el 60% come procesados diariamente

Una encuesta señala que entre los jóvenes de 16 a 30 años el 61,1% come procesados todos los días, pero tan solo el 15% hace ejercicio. Además, el 40% pasa seis horas diarias frente a una pantalla. Aunque bajar de peso es un interés mayoritario muy pocos acuden a profesionales.

Día de la alimentación: ¿cómo detectar los Trastornos de la Conducta Alimentaria?

Publicidad

Una encuesta realizada por la Sociedad Española de Obesidad (SEEDO) refleja que el 61,1% de los jóvenes consume comida procesada a diario, poco más del 15% realizan deporte todos los días. Además, cerca de un 40% reconoce pasar más de seis horas al día delante de una pantalla.

En el sondeo han participado de un millar de jóvenes. El documento ofrece una radiografía del alcance del sobrepeso u obesidad entre la población de 16 a 30 años que vive en España, reflejando importantes déficits y áreas de mejora.

Los jóvenes españoles, con edades comprendidas ente los 16 y 30 años, no solo presentan en muchos casos sobrepeso u obesidad, sino que reconocen que ésta es una enfermedad que supone un problema de salud importante. Sin embargo, aumentan entre ellos los hábitos que favorecen la aparición, desarrollo y mantenimiento de esta enfermedad y, a pesar de su interés mayoritario por bajar de peso, habitualmente adoptan medidas poco efectivas y no controladas por profesionales sanitarios.

Obesidad y coronavirus

En 2020 se calculaba que en España la obesidad produce 131.000 muertes al año. En los menores 1 de cada 4 padece esta enfermedad y en población adulta el 55%. Estos datos han variado durante la pandemia producida por la COVID-19 y se estima que los niños han engordado de media un kilo por cada mes de confinamiento.

Por otro lado, fumar o el sobrepeso hacen que las personas sean más vulnerables ante el coronavirus. Un estudio realizado por científicos de Estados Unidos y Grecia asemeja la obesidad al riesgo de poder contagiarse.

Una segunda investigación con 112 pacientes de la COVID-19 de Wuhan, en China, señala que la mayor parte de ellos con un mayor índice de masa corporal se encontraban en estado crítico y apuntaba a que el 84,9% de los fallecidos por esta virus en China eran personas con obesidad.