PADECÍA UNA ARRITMIA CARDIACA NO DIAGNOSTICADA

PADECÍA UNA ARRITMIA CARDIACA NO DIAGNOSTICADA

Un adolescente británico muere por muerte súbita mientras jugaba al Sonic en la Xbox

Un chico de 16 años ha fallecido en Reino Unido mientras jugaba al videojuego Sonic en la Xbox. La emoción durante la partida y una enfermedad cardiaca no diagnosticada provocaron la denominada Muerte Súbita Cardiaca. El joven falleció en el hospital dos días después.

El joven británico Jake Gallagher estaba en casa de su abuela jugando a la consola, concretamente a uno de sus videojuegos favoritos, Sonic, en su Xbox. Durante la partida, el joven sufrió un paro cardíaco que le ocasionó la denominada Muerte Súbita Cardiaca.

El joven sufría una arritmia cardiaca nunca diagnosticada que junto con la emoción del adolescente durante la partida hicieron que Gallagher sufriera la conocida como Muerte Súbita Cardiaca, es una forma de muerte natural debida a causas cardíacas, inesperada en el tiempo y en su forma de presentación, que viene precedida por la pérdida brusca de conciencia dentro de, como máximo, la hora que sigue al inicio de los síntomas, en un individuo con una cardiopatía de base conocida o desconocida.

Los servicios de emergencia llegaron a la casa de la abuela de Gallagher y tras reanimarle le trasladaron al hospital. Sin embargo, dos días después certificaron su muerte cerebral.

Según ha asegurado el profesor Sanjay Sharma del Hospital St George, existe un "claro riesgo en los jóvenes al jugar a videojuegos que provoca oleadas de adrenalina en la sangre". Si a esto se le suma la enfermedad cardiaca no detectada, las consecuencias pueden ser fatales.

Europa Press | Madrid | 16/07/2013

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.