Baloncesto

Adam Hanga da positivo en coronavirus y el Real Madrid de baloncesto acumula ocho contagiados

El Real Madrid ha anunciado que el alero Adam Hanga ha dado positivo en coronavirus, por lo que el club se queda con una plantilla ajustada antes de enfrentarse al CSKA en la Euroliga.

Pablo Laso y Thomas Heurtel

EFE Pablo Laso y Thomas Heurtel

Publicidad

Más problemas para el Real Madrid de baloncesto. Esta tarde, se ha notificado un nuevo contagio por coronavirus en el equipo, relativo al alero Adam Hanga, que supone el octavo en el club. Con ello, la plantilla se ve muy limitada y quedarían solo nueve jugadores para el partido de la Euroliga contra el CSKA, u ocho (el mínimo exigido) si finalmente Rudy Fernández tampoco es convocado.

En total, el Real Madrid tiene notificados otros siete positivos. Los primeros en ser detectados fueron el entrenador blanco, Pablo Laso, y el jugador Thomas Heurtel. A partir de ese instante, empezaron a registrarse bastantes contagios más, que fueron concretamente Fabien Causeur, Vincent Poirier, Juan Núñez, Anthony Randolph y Guerschon Yabusele.

Por si fuera poco, el Real Madrid acumula tres bajas más, relativas a jugadores que se encuentran lesionados en estos momentos. Se trata de Alberto Abalde, Carlos Alocén y Trey Thompkins, que están oficialmente descartados para el partido que se juega esta tarde en la Euroliga contra el CSKA de Moscú.

Rudy Fernández puede ser incluido

La normativa de la Euroliga sella que cada equipo debe contar con un mínimo de ocho jugadores para poder disputar un partido. En caso contrario, el duelo debe ser pospuesto hasta que ambos equipos acuerden una fecha para disputarlo y los dos puedan confirmar que cuentan con la disponibilidad mínima exigida en la normativa oficial.

Por ahora, el Real Madrid cuenta con ocho jugadores, el mínimo exigido. A ellos se podría unir Rudy Fernández, que padece una sobrecarga pero estaría listo para poder jugar junto a sus compañeros en caso de que deba cubrirse una baja de última hora o poder sustituir a alguno de ellos, bien sea por cansancio acumulado o por problemas físicos.

El Armani Milán, también rival del Real Madrid en la Euroliga, debió suspender su partido contra el Zalgaris después de que se notificasen seis positivos y todo el cuerpo técnico y jugadores del club debieran guardar cuarentena, ante la posibilidad de que hubiera surgido un brote en el seno del equipo.

Publicidad