La periodista Cristina Fernández apoyaba la iniciativa y confesaba que ella había sentido miedo en múltiples ocasiones cuando regresaba sola a casa por la noche."Hay un momento en el que piensas que tienes que aprender a vivir con eso, como el que tiene que aprender a vivir con que tiene el pelo rizado", lamentaba.

Ponía de manifiesto que estas actitudes machistas solían tener lugar por las noches y las mujeres buscaban trucos para evitar ser vistas por grupos masculinos cuando caminan solas por la calle. "Te acostumbras a ir corriendo de un portal a otro y a mirar en una esquina y abrirte como los coches", señalaba.

Destaca que todas estas actitudes eran percibidas por muchas mujeres como "parte de la vida normal". "Hasta que con ese 'Me Too' al que nos hemos sumado todos ahora ves que no es normal, que no te tienes que habituar y hay que acabar con ello", denunciaba.