El perro tras ser abatido

Publicidad

SEGÚN HA INFORMADO EL AYUNTAMIENTO

Un agente de policía local de Calafell mata de un tiro a un Rotweiler cuando le iba a atacar

La muerte de este perro, denunciada por PACMA, ha vuelto a reabrir el debate sobre los protocolos policiales para repeler agresiones de perros después de que hace unas semanas otro agente disparase a otro can.

| Tarragona
| 12.01.2019 18:01

Un agente de la policía local de Calafell (Tarragona) mató el pasado viernes de un disparo a un perro, de raza Rotweiler, cuando le iba a atacar, según ha informado el Ayuntamiento de Calafell, que ha abierto una investigación para aclarar las circunstancias del suceso.

La muerte de este perro, que también ha sido denunciada por el partido animalista PACMA, ha vuelto a reabrir el debate sobre los protocolos policiales para repeler agresiones de perros tras la muerte de otro perro en Barcelona hace unas semanas también de un disparo de un agente al que el can había mordido.

El Ayuntamiento de Calafell sostiene que la muerte del perro fue "un acto en defensa propia de un agente de la Policía local", aunque informa que está terminando de instruir las diligencias y que enviará toda la información al juzgado de guardia.

El suceso ocurrió el viernes en la calle Empúries de la urbanización Les Brises de Calafell cuando el agente repelió el ataque del perro, según el ayuntamiento, "en defensa propia contra la acometida de un perro de raza potencialmente peligrosa".

La patrulla de la policía local acudió a la urbanización ante una llamada al 112 que denunció que el perro estaba libre por la calle y cuando uno de los agentes se bajó del vehículo para llamar al domicilio de su propietario "el perro se le acercó corriendo y en actitud amenazadora". "El agente se intentó refugiarse detrás del vehículo, pero el animal le perseguió y acorraló contra una valla de hormigón. La acción fue muy rápida y no dio tiempo a bajar del vehículo al otro agente", ha puntualizado el ayuntamiento, que asegura que el agente acorralado tuvo que hacer uso del arma reglamentaria al temer seriamente por su integridad.

"El agente que se encontró en esta situación es un policía experimentado, con muchos años de servicio, y conocido por todos por ser una persona tranquila y serena", ha subrayado el ayuntamiento. El consistorio ha informado de que ha continuado tomando declaración a los vecinos de la zona y esperando el resultado de la autopsia al perro para enviar la informacion al juzgado de guardia.

También recuerda que era la sexta la intervención de la policía local desde el pasado mes de septiembre en esta urbanización por las denuncias vecinales por las molestias que causaba este perro y que se había ya hecho un intento de capturarlo, pero se tuvo que desistir porque el animal se fugaba. El ayuntamiento también asegura que había requerido reiteradamente a los propietarios del animal que tuvieran cuidado y evitaran que estuviera suelto por la calle.

El alcalde de Calafell, Ramon Ferré, ha declarado que "hasta ahora, y por prudencia, no me he pronunciado al respecto porque no disponía de toda la información. De hecho, todavía estamos recogiendo, de información", y ha recordado que la policía local "acumula una gran cantidad de actuaciones en defensa de los animales". El alcalde ha defendido que los agentes de la policía local "acreditan su sensibilidad" hacía los animales y pide que "esta trayectoria no quede desacreditada por una situación extrema y no querida por nadie, ni por los agentes que se encontraron en la situación, ni por el cuerpo de la Policía Local ni por el Ayuntamiento".

El partido animalista PACMA ha convocado para esta tarde una concentración ante el Ayuntamiento de Calafell para expresar su rechazo a la actuación de la policía local y se ha preguntado "¿hasta cuando seguirán permitiendo las administraciones que la policía acabe a tiros con la vida de animales en la vía pública?".

Publicidad