La Guardia Civil ha detenido al hermano del autor confeso del asesinato de su pareja, Monika A., en Salas de los Infantes (Burgos), acusado de malos tratos verbales y físicos a su cuñada.

Los dos hombres, de nacionalidad búlgara, ejercían la violencia verbal y física contra la víctima de forma habitual en el hogar, por lo que todo lo que ocurría quedaba en un plano íntimo y, al parecer, no lo conocían más personas.

El presunto asesino, un hombre de 39 años que junto con su hermano pasará a disposición judicial, se entregó en el cuartel de la Guardia Civil y confesó el crimen. Según la investigación, clavó un arma blanca y, según fuentes de la investigación, empujó para que cayera por la ventana de la vivienda del primer piso donde ayer se produjo la agresión.

En las últimas horas ha sido detenido también el hermano del agresor y cuñado de la víctima, acusado de la violencia verbal y física de la que era víctima Mónika A., de 28 años, lo que según el subdelegado del Gobierno en Burgos, Pedro de la Fuente, puede constituir un delito de violencia doméstica.