120.00

Publicidad

Coronavirus

El coronavirus obliga a restringir el acceso y las visitas en todas las cárceles de España, excepto las catalanas

Las nuevas medidas que afectarán a toda las cárceles que dependen del Estado incluyen la suspensión de los 'vis a vis' y las comunicaciones que no sean en locutorio.

En resumen
  • Ha habido dos positivos por coronavirus en cárceles españolas
  • En Italia estas medidas han provocado motines

Todos los centros penitenciarios dependientes de la Administración del Estado han incluido es su protocolo las restricciones de visitas y acceso que ya se habían aplicado en las zonas más afectadas por el coronavirus. Entre estas medidas, según ha informado la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias, se encuentran la suspensión de los 'vis a vis' y las comunicaciones que no sean en locutorio. Sin embargo, estas medidas de contención no afectan a Cataluña porque las competencias están transferidas.

En el resto de regiones, solo se permitirá el acceso a personal funcionario, laboral y personal extrapenitenciario cuya labor sea imprescindible. De este modo, no podrán entrar voluntarios ni otros profesionales acreditados.

Además, mientras siga la situación actual no se producirán traslados intercentros, salvo aquellos que obedezcan a razones excepcionales, sanitarias o judiciales, y se cancelan las salidas programadas. Del mismo modo, todos los primeros ingresos o los internos que retornen de permiso tendrán que permanecer en observación sanitaria en módulos separados del resto.

Hasta ahora, las medidas para contener el coronavirus solo afectaban a las prisiones de Madrid, Álava, Logroño, Ocaña, Burgos y Dueñas. Además, solo se han registrado dos positivos por coronavirus en las prisiones de la Administración General del Estado: el de una trabajadora de la cárcel de Aranjuez (Madrid VI) y el de un interno de la de Álava.

Otras medidas de protección

Siguiendo las indicaciones de Sanidad, se está dotando al personal de equipos de protección: más de 90.000 mascarillas quirúrgicas y otras 15.000 FFP2 y FFP3, más de 2.000 batas resistentes a líquidos y un millar de protecciones oculares.

También se está reforzando la instalación de dispensadores de geles hidroalcohólicos.

Publicidad