Camino de Santiago

La DGT y la Xunta de Galicia firman un acuerdo para que el Camino de Santiago sea más seguro para los caminantes

Han creado una aplicación que hará la ruta Jacobea la de mayor confianza para los caminantes

El Camino de Santiago, el camino más seguro

Publicidad

El Camino de Santiago está de moda, el Año Santo multiplica el número de peregrinos y todo apunta a que se pulverizará cualquier récord anterior de visitantes a Compostela. Es por esto que la maquinaria de las diferentes administraciones, y de quienes pueden ayudar a fomentar la seguridad durante la ruta, se ha puesto en marcha hoy con un paso importante.

Si vas a hacer el Camino, toma nota. Desde ya, y solo con tu teléfono móvil, puedes conocer los consejos y medidas a tener en cuenta para hacer de tu ruta la de mayor confianza. Es lo que pretenden la DGT y la Xunta de Galicia a través de un programa de colaboración que han puesto en marcha en el que se ha tramificado, por ejemplo, el recorrido de cada uno de los caminos para llegar a Santiago y dar con los puntos más conflictivos o de mayor concentración de accidentes, con el fin de prevenirlos.

En total, se han estudiado 7.270 kilómetros de las rutas con mayor afluencia y 408 etapas de intersección en todo el territorio español. De ello se desprende la identificación de 636 puntos de peligrosidad para el peregrinos, sobre todo en los que el caminante comparte vía con los vehículos, y 322 puntos de intersecciones con riesgo. ¿Cómo evitarlos? A través del teléfono móvil.

Caminodesantiago.dgt.es

Es suficiente con teclear caminodesantiago.dgt.es e, independientemente de si recorremos el Camino a caballo, en bicicleta, o a pie, se ofrecen consejos prácticos para atravesar las zonas que puedan entrañar un mayor riesgo. Se hace especial hincapié en la importancia de los elementos reflectantes pero también, en los principios de respeto al resto de los peregrinos.

A un solo click, descargando en el teléfono móvil la guía, el peregrino caminará, rodará o trotará por el Camino de un modo más seguro porque lo importante, en definitiva, es llegar. Llegar a la meta. A Compostela.

Publicidad