Celebración del orgullo Gay en Atocha

Publicidad

convocada por la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales

Miles de personas se cubrieron con la bandera arcoíris en Madrid para celebran la fiesta del Orgullo Gay

La manifestación del Orgullo Gay, con 60 pancartas escritas en numerosos idiomas y 52 carrozas, fue este sábado el eje de las celebraciones del evento mundial World Pride. Miles de personas en Madrid reivindicaron la libertad sexual bajo el lema 'Por los derechos LGTBI en todo el mundo'.

Miles de personas participaron en Madrid en la mayor marcha del Orgullo Gay 2017 en el mundo, que a las 17:00 horas partió de la glorieta de Atocha de Madrid para reivindicar la libertad sexual bajo el lema 'Por los derechos LGTBI en todo el mundo'.

La manifestación, con 60 pancartas escritas en numerosos idiomas y 52 carrozas, fue el eje de las celebraciones del evento mundial World Pride, que este año se ha celebrado en la capital española, con el objetivo de reclamar que todos los países legislen hasta alcanzar la plena igualdad entre personas LGTBI y el resto de la sociedad. Fue convocada por la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB), junto al colectivo Gay de Madrid (COGAM), y por vez primera contó con el respaldo de todos los partidos políticos, incluido el PP, en la cabecera de la manifestación.

Inicio de la mayor marcha del Orgullo Gay 2017 en el mundo | EFE

Desde las formaciones, acudieron a apoyar la marcha 'arcoíris' la vicesecretaria de Estudios del PP, Andrea Levy (PP); el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias; el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera (Ciudadanos); la responsable de Movimientos Sociales del PSOE, Mónica Silvana; el portavoz en el Congreso de En Comú Podem, Xavier Domènech; y los diputados en el Congreso Ricardo Sixto (IU) y Juantxo López de Uralde (Equo). Asisten también los dirigentes de UGT, José Alvárez, y de CCOO, Unai Sordo. Mario Garcés, secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, tenía previsto acudir en representación del Gobierno pero finalmente no ha podido por motivos familiares, según los organizadores.

La manifestación, para la que se ha estableció un fuerte dispositivo de seguridad, motivó restricciones de tráfico y aparcamiento en el centro de la ciudad, que impidió la circulación del tráfico privado en la Gran Vía, así como el tránsito de vehículos pesados en las áreas cercanas a los eventos. Además, los servicios de Metro y Cercanías experimentaron modificaciones -refuerzos en algunas líneas y el cierre de estaciones como Sol, Banco de España y Colón- a raíz de la movilización.

La manifestación concluyó en la plaza de Colón y allí, activistas de varias organizaciones en defensa de los derechos LGTBI pidieron a los representantes políticos una ley de igualdad.

En el escenario se desplegó una pancarta bajo el lema "¡Despatologización Trans, Ya!" y en la lectura del manifiesto, los activistas solicitaron la aprobación de esa ley que persiga la consecución de una sociedad igualitaria y sin discriminación de ningún tipo y recalcaron la necesidad de que se garantice el derecho a refugio y asilo para las personas LGTBI que son perseguidas en sus países de origen.

Después de la manifestación comenzó, en torno a las 20:00 horas, el desfile de las 52 carrozas. Abrió la comitiva un vehículo de los Bomberos de Madrid, una escala antigua de 1968 con la que el Ayuntamiento quería mostrar su "apoyo pleno e inequívoco" a la celebración del Orgullo Mundial.

Publicidad