El incendio de Notre Dame ha conmocionado a millones de familias en Francia y todo el mundo. Pero a la familia de Pierre el horror del incendio les ha afectado de forma especial. Se trata de una de las familias que guardaban la catedral. Pierre vivió diez años en la casita que todavía se encuentra en los jardines de la joya monumental.

Su padre fue el encargado de guardar la catedral en los años 60. Custodiaba las llaves de todas las puertas y conocía todas las galerías y rincones del edificio. Cuando se mudaron, Pierre tenía solo 10 años y nos cuenta como su adolescencia está estrechamente ligada con los tejados, pasillos y galerías: "me encantaba subir a la aguja, esa que ya no existe".

Pierre creció en Notre Dame, donde acompañado de su cámara, vio pasar a artistas, políticos o actores y vivió y fotografió momentos históricos como el funeral del General Charles de Gaulle.

Tratando de recordar los tensos momentos del incendio, el hijo del guardián nos explica que lo que más le impresionó fue ver lo rápido que ardía el tejado que en tantas ocasiones había recorrido de pequeño. "Son 10 años de mi vida que veía cómo se convertían en cenizas...fue muy duro, lloré viendo la televisión". Ahora Pierre espera que la majestuosidad de la catedral, se recupere cuanto antes.

También te puede interesar...

Los bomberos temen por el frontón de las fachadas laterales de Notre Dame

¿Dónde se originó el fuego de Notre Dame?