El presidente del Gobierno en funciones y líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha emplazado al líder de Unidas Podemos a que acepte una "salida intermedia" en la negociación que retoman los equipos de los dos partidos sobre la investidura. En un desayuno informativo organizado por la agencia EFE, Sánchez ha subrayado que "saber negociar es querer negociar" y que una buena negociación es la que termina con una "salida intermedia entre posiciones antagónicas". En este caso, entre el gobierno de coalición que exige Iglesias y la fórmula de gobierno en solitario que quiere el PSOE. Sánchez planteó una tercera vía: compartir la gobernanza del país ofreciendo a Podemos entrar en órganos e instituciones del Estado no supeditados al Consejo de Ministros, oferta que deberá concretarse y que va unida a un acuerdo programático.

Pablo Iglesias responde que ya cedieron, "una condición muy dura", al aceptar quedarse él fuera, que eso no fue algo intermedio, sino permitir una "victoria simbólica del PSOE". Dice que Pedro Sánchez está atrapado de su palabra y nadie aceptaría un presidente que no diga la verdad. Han estudiado con detalle el documento -que presentó el PSOE- y van a completarlo. Mantiene que la negociación debe ser sobre un acuerdo programático y también de los equipos de Gobierno y de estructura.