El piloto español Fernando Alonso tomará la salida del Rally Dakar 2020 al volante de un Toyota y en principio con su compatriota Marc Coma, múltiple ganador en la categoría de motos.

"Con Hilux me sentí genial, me transmitió mucha confianza rápidamente y mejoraba pasada tras pasada. Tengo muchas ganas de afrontar los próximos meses de entrenamiento, conocer a fondo el coche y trabajar con el equipo. Estoy en un gran equipo para poder hacerlo", dice el piloto español.

El bicampeón del mundo de Fórmula 1 finalizó el pasado mes de junio con Toyota su paso por el Mundial de Resistencia, campeonato donde ganó el título junto al suizo Sebastian Buemi y el japonés Kazuki Nakajima, y desde hace varios meses se especulaba con su posible presencia en la salida del 'raid' sudamericano.

Además, el piloto ovetense, de 38 años, ya estuvo probando a finales del pasado mes de marzo el Toyota Hilux con el que el catarí Nasser Al-Attiyah se proclamó campeón del último Rally Dakar.

El asturiano realizó unas pruebas en un trazado cerrado por el desierto sudafricano y completó sus primeros kilómetros junto con el experimentado Giniel de Villiers, vencedor del Dakar en 2009 y habitual del podio durante los últimos años.

Marc Coma podría ser su copiloto

A su lado, como copiloto, estaría un buen conocedor del considerado 'raid' más duro del mundo como el catalán Marc Coma, ganador en cinco ocasiones de la prueba (2006, 2009, 2011, 2014 y 2015) en la categoría de motos y que también fue su director deportivo durante tres años, dejando el cargo tras la edición de 2018.

El asturiano daba pistas poco antes del anuncio en su Instagram, subiendo una foto en la que se veía un desierto. El asturiano acompañaba esta imagen de una palabra: "Hola".