Los servicios territoriales del Departamento de Enseñanza en Lleida han encargado un informe para investigar la denuncia de una familia de que su hijo de cinco años ha sufrido abusos sexuales por parte de un niño de 10 en una escuela de esta ciudad, han informado fuentes de la consejería.

Según avanza este martes el diario 'Segre', los padres del niño de cinco años presentaron una denuncia a los Mossos y a la Fiscalía, que derivó el caso a la Dirección General de Atención a la Infancia, ya que el menor que presuntamente cometió los abusos no es responsable penalmente.

A partir de ahora, deberá ser este organismo del Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias el que decida si toma medidas de protección, "si lo considera necesario", han explicado fuentes judiciales. La familia del niño de cinco años, que recibe atención psicológica, ha decidido cambiar a su hijo de escuela.