La catedral de Notre Dame ha sido el escenario de episodios históricos como la coronación de Napoleón o la beatificación de Juana de Arco. Pero también ha sido el epicentro de muchos momentos delicados para la historia mundial.

Situada en la punta de la isla de la Cité y rodeada por las aguas del río Sena, los muros de esta catedral guardan parte de la historia de Francia porque en sus 800 años de historia ha sobrevivido a todo tipo de ataques.

Durante la Revolución Francesa, Notre Dame fue el blanco de constantes ataques y saqueos, pero no sufrió más daños además del destrozo de algunas estatuas.

Ya en la II Guerra Mundial, las balas atravesaron las paredes de la catedral durante un acto del general De Gaulle en la liberación de París.

Más reciente ha sido el último suceso ocurrido frente a las puertas de este templo que alberga una larga historia: en el año 2017 el grupo terrorista Daesh intentó cometer un atentado dentro de la catedral.

La Unesco la declaró Patrimonio Mundial en 1991 y en el 2013, la catedral de culto católico dedicada a la Virgen María celebró su 850 aniversario.

También te puede interesar...

Las ilustraciones que reflejan el dolor de los parisinos tras el incendio de Notre Dame

Los bomberos dan por extinguido el incendio en la catedral de Notre Dame de París

Tragedia en Notre Dame: así era el templo y así ha quedado tras el devastador incendio

Realidad aumentada: el momento en el que el fuego devora la aguja de Notre Dame