Una mujer de 28 años ha sido arrestada por el supuesto asesinato de su hijo de dos años en un pueblo de Piedimonte San Germano, en la región de Lacio, Italia. Al parecer, la joven asesino a su hijo porque no paraba de llorar.

Fue poco antes de las cuatro de la tarde cuando la joven salió a la calle gritando que un vehículo había atropellado a su bebé. Hasta el lugar acudieron una ambulancia y un helicóptero. Intentaron reanimar al bebé durante media hora pero no fue posible.

La versión del atropello fue descartada inmediatamente por los carabineros cuando vieron que la madre comenzó a contradecirse y al ver que las lesiones del menor no coincidían con la versión que la joven contaba. En ese momento las sospechas se dirigieron hacia la madre. Finalmente, la policía descubrió que la mujer le habría cerrado la boca con una mano y apretado con la otra, provocándole la muerte por asfixia.

Según publican medios locales, el bebé comenzó a llorar porque quería volver con su abuela.

También te podría interesar...

Una enfermera adopta a una bebé que no recibió visitas durante sus cinco primeros meses de vida ingresada en el hospital

Una madre mata a su bebé de tres semanas porque creía que su marido quería más a la recién nacida que a ella