La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, ha asegurado este sábado que los puertos españoles "están abiertos a la ayuda humanitaria" y cuando hay barcos cercanos en aguas nacionales estos "no corren nunca riesgo".

Así ha respondido Calvo a las preguntas de los periodistas sobre la embarcación Open Arms, que se encuentra frente a las costas italianas con 134 inmigrantes a bordo a la espera de poder llegar a tierra. "Este Gobierno va a dar siempre, desde el Aquarius hasta aquí, de manera coherente y rotunda señales democráticas de cómo se tiene que comportar una democracia europea, así que en esto no toca más que pedirles a todos los demás que cumplan con sus obligaciones", ha indicado Calvo.

La vicepresidenta en funciones ha afirmado que "España cumple con sus obligaciones de las leyes internacionales, de la normativa comunitaria y de la legislación española de ayuda humanitaria y de seguridad en nuestras fronteras" y ha añadido que Salvamento Marítimo "salva vidas cada día" con las instrucciones del Gobierno.

Calvo ha resaltado que España no necesita "foco mediático, ni situaciones especiales" porque para el Gobierno "los inmigrantes son todos iguales cuando están en aguas españolas y en puertos españoles: no hay inmigrantes de primera ni inmigrantes de segunda".

Asimismo, ha incidido en que los puertos españoles "están abiertos a la ayuda humanitaria", ya que lo demuestran "cada día con una política de seguridad y derechos humanos absolutamente ejemplar", mientras que "a donde arrastran las perspectivas a las que lleva la ultraderecha en la política europea cada día son más inquietantes", ha apuntado.

En este sentido ha precisado que "la política alemana hoy está en alerta para no dejar ni un espacio libre a la ultraderecha; Italia tiene hoy una posición absolutamente ininteligible". "Esto es lo que viene y lo que tenemos que afrontar", ha avanzado. los que la legalidad le obliga.