Vodafone

Vodafone anuncia a los sindicatos el cierre de sus 34 tiendas propias en España y propone el despido de 509 personas

Así lo ha anunciado Vodafone a los sindicatos durante la primera reunión sobre la negociación del despido colectivo. La compañía asegura que su objetivo es llegar al mejor acuerdo posible tanto para los empleados como para la empresa

En resumen
  • UGT considera la propuesta económica de Vodafone de "oferta rácana"
Vodafone anuncia a los sindicatos el cierre de sus 34 tiendas propias en España y propone el despido de 509 personas

Publicidad

Vodafone informa que cerrará 34 tiendas en España en las que trabajan un total de 237 personas. Así lo ha anunciado la compañía a los sindicatos durante la primera reunión de negociación del despido colectivo previsto para 509 personas. Dichas tiendas están en las principales ciudades de España, entre ellas Madrid, Barcelona, Bilbao, Sevilla, Málaga, Granada, Córdoba y Palma de Mallorca.

Propuesta económica

La propuesta económica para los despidos es de 33 días por año trabajado con un límite de 24 mensualidades y posibles prejubilaciones a partir de 56 años. Asimismo, requiere 10 años de antigüedad para acogerse a las prejubilaciones con unas rentas que equivalen al 80% del sueldo.

El ajuste laboral en las áreas comerciales supone un paso más en el proceso de transformación de la compañía, que está encaminado a impulsar la competitividad y la sostenibilidad del negocio, según apuntan fuentes de Vodafone. Asimismo, comentan que se trata de una medida estructural para afrontar "las desafiantes condiciones del mercado español".

"Oferta rácana" para UGT

Por su parte, UGT ha considerado dicha propuesta de "oferta rácana" y señalan que la negociación será "difícil y dura". Respecto a la disminución de trabajadores afectados, para UGT "lejos de ser un gesto", es un "reflejo de la improvisación y la falta de criterio que ha caracterizado la gestión de la dirección del Grupo Vodafone en España".

Negociaciones ERE

El anuncio se enmarca en las negociaciones del expediente de regulación de empleo (ERE), que, en principio, iba a afectar a 515 personas y está planteado de diciembre a marzo. Desde la compañía manifiestan que la negociación será con "todas las garantías" que establece la ley para los trabajadores y aseguran que su objetivo es llegar al mejor acuerdo posible tanto para los empleados como para la empresa.

Se trata del cuarto ERE de Vodafone en la década que, de saldarse con las cifras actuales, se traduciría en más de 3.500 trabajadores despedidos como parte del proceso. El próximo lunes las partes se volverán a reunir y fijarán un calendario de negociación.

Publicidad