TODO APUNTA A QUE VUELVEN A SER PROVOCADOS

TODO APUNTA A QUE VUELVEN A SER PROVOCADOS

Declarados cuatro incendios de nivel 1 en la provincia de Galicia

Hasta cuatro incendios de nivel 1 se han iniciado en Galicia este lunes y parece que todos han sido provocados. El de A Merca, en Orense, ha obligado a desalojar un colegio público. Los demás frentes, en Allariz o Maside.

Se ha iniciado un incendio en el monte Outeiro de A Merca que suma en su lista de daños a un brigadista herido en las manos y media casa calcinada a la que se añaden varios pueblos del municipio vecino de Allariz, en los que las viviendas y el Castro de San Mamede "a las puertas", según el concejal de Medio Ambiente alacarino, Bernardo Varela.

En A Merca, un trabajador de la brigada helitransportada de Campillo, en Pontevedra, resultó herido en las manos al resbalar y caer en una zona quemada, según ha explicado el alcalde de A Merca, Manuel Carlos Velo, que volvió a la zona del incendio tras ser atendido en un centro sanitario de Celanova por un ataque de ansiedad.

Según explicó Medio Rural, el estado del trabajador, que ha sido trasladado al hospital de Povisa, en Vigo no reviste gravedad. El fuego, que comenzó a las 13.40 horas de este lunes, sigue activo en los montes de Allariz y permanece con nivel de alerta 1 desde las 14.28 horas, tras provocar el desalojo del colegio público y del geriátrico de San Pedro de A Merca, así como numerosos daños en viviendas, viñedos, prados, jardines de A Merca, A Corredoira y Proente.

Según las estimaciones provisionales, afectó alrededor de 200 hectáreas. Velo detalló que en Proente un rescoldo llegó por el aire a una casa medio abandonada y prendió fuego a la maleza y leña que tenía abandonada.

Además, posteriormente se extendió a una vivienda habitada, "mientras su propietaria estaba a pocos metros con otros vecinos vigilando la evolución del incendio, sin darse cuenta de nada". Finalmente, fue alertada por el propio alcalde de que había llamas en su vivienda de las que no se había dado cuenta.

Así, quedó afectada media vivienda, aunque la mujer ya expresó la intención de pasar allí la noche. Desde su lugar de inicio, el fuego se extendió por el monte de Outeiro (A Merca) quemando un bosque de pinos hasta llegar a la urbanización de viviendas sociales 'O Toural' y desde allí siguió su avance hasta el tanatorio, varias viviendas unifamiliares y el bar Samuel, donde los bomberos y brigadistas entraron en los patios posteriores con las mangueras para hacer frente a las llamas, que avanzaban en una u otra dirección según el fuerte viento imperante, que además cambió de dirección en varios momentos.

En su avance desde O Toural, el fuego siguió quemando un pinar de al menos 15 años hasta llegar a la residencia geriátrica 'San Pedro', donde trabajadoras, vecinos, familiares y Guardia Civil sacaron uno a uno a los casi 30 residentes, la mayoría de ellos minusválidos.

Este ha sido escenario de momentos de ansiedad, pues varios familiares amontonaron sus coches a la entrada para preguntar por sus padres o tíos mientras las llamas se acercaban al depósito de combustible, situado en la parte posterior de la residencia.

El alcalde de A Merca, Manuel Carlos Velo, participó en las labores de extinción en varios lugares afectados por el fuego hasta que fue presa de un ataque de ansiedad delante del geriátrico, lo que obligó a los miembros de Protección Civil a llamar a una ambulancia para trasladarlo a un centro sanitario.

El recorrido por carretera desde la residencia hasta el cercano pueblo de Proente se convirtió en un túnel de humo y los brigadistas no pudieron parar el fuego que avanzó por pistas y carreteras locales.

En Proentes, en medio del humo y las llamas, podían verse frutales y jardines quemados al pie de las casas y algunos brigadistas vertiéndose agua por la cabeza para paliar los efectos del humo y del calor.

El frente más activo, en Allariz
El frente más activo de este fuego se desplazó a los pueblos de la parroquia de San Vitoiro, de Allariz, y para su extinción, según ha explicado Bernardo Varela, se fueron sumando incluso trabajadores que estaban de días libres, bomberos de Xinzo de Limia, y brigadas de Taboadela, junto con otros medios.

Medio Rural ha informado de que trabajan dos agentes forestales, 14 brigadas, cuatro motobombas, dos palas, cinco helicópteros y seis aviones. También colaboran efectivos de la UME.

"Todos hacíamos falta pues desde A Merca este fuego recorrió al menos nueve kilómetros en línea recta y hubo momentos en que llegó a la puerta de muchísimas casas", ha manifestado el concejal de Medio Ambiente de la localidad alacarina.

Además, añadió que las llamas afectaron al castro de San Mamede y las viviendas afectadas son, entre otros, de los pueblos de Celeiros, San Vitoiro y As Cruces.

A pocos kilómetros, otro incendio que comenzó en los montes de la localidad, en la parroquia de Solbeira, en el municipio de Paderne de Allariz, y con nivel uno desde las 16.49 horas de este lunes, amenazó a los pueblos de Vilarchao, Carballizas y Pardieiros, todos en la parroquia de Calvelle.

Los vecinos de Carballizas relataron que el fuego llegó a "lamer las paredes de las casas", además de quemar viñedos, alpendres y leñeras. También afectó a un antiguo carro en el jardín de una de las viviendas de este pueblo, así como un bosque de robles.

Un obrero que hacía reparaciones consiguió atajar el fuego que acechaba el pueblo con una máquina paleadora. Fuentes de los servicios de extinción indicaron que el fuego se inició en tres puntos distintos, en el pinar cercano a los pueblos.

Las estimaciones provisionales de la Xunta apuntan que ardieron 200 hectáreas. En las labores de control trabajan dos agentes forestales, nueve brigadas, seis motobombas, una pala, dos helicópteros y tres aviones.

También continúa activo desde las 13.50 horas un fuego en el ayuntamiento de A Mezquita, en la parroquia de Pereiro y que, según las estimaciones provisionales, ha afectado a una superficie que supera las 20 hectáreas. En el lugar trabajan tres agentes forestales, seis brigadas y dos motobombas.

Controlado de Maside y Vilar de Cervos
Por su parte, sin salir de la provincia de Ourense, la Consellería de Medio Rural ha dado por controlado a las 20.16 horas de este lunes el incendio forestal registrado en la parroquia de Garabás, en el ayuntamiento de Maside, y que, según las estimaciones provisionales, ha afectado a 20 hectáreas.

En las labores de control trabajaron dos agentes forestales, nueve brigadas, seis motobombas, una pala, dos helicópteros y tres aviones.

También en quedó controlado, a las 18.34 horas, el incendio que afecta al municipio de Vilardevós, en la parroquia de Vilar de Cervos, y que comenzó a las 14.21 horas. Según las estimaciones provisionales, afectó a unas 30 hectáreas. En las labores de extinción trabajan tres agentes forestales, diez brigadas, cuatro motobombas, tres aviones y cinco helicópteros.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.