CHEZ REMY, EN DISNEYLAND PARIS, ESTÁ INSPIRADO EN LA PELíCULA

CHEZ REMY, EN DISNEYLAND PARIS, ESTÁ INSPIRADO EN LA PELíCULA

¿Te gustaría comer como si fueses un personaje de 'Ratatuille'?

Comer no es algo que preocupe demasiado a la mayoría de los visitantes que pisan un parque deatracciones. La gente está más por reponer fuerzas que por disfrutar gastronómicamente hablando. Lógico: allí lo importante son las atracciones y no los restaurantes. Aunque desde este verano hay una excepción que funde ambos conceptos: diversión y comida. Está en Disneyland París y se llama Chez Rémy.

ratatouille
Es tan adorable que da pena comérselo. | Cocinatis

¿Os suena el nombre? Pues sí, es el del protagonista de ‘Ratatouille’ (Oscar al mejor filme animado en el 2007), la simpática rata azul cuyo descomunal talento como cocinera convierte el Gusteau’s en un establecimiento de referencia en París. Así que a nadie puede extrañar que, desde que abrió en agosto en un barrio construido ‘ad hoc’ al estilo más clásico de la ciudad de la luz, Chez Rémy se haya convertido en el restaurante de culto del parque temático.

Sus argumentos culinarios son básicos: trata de reproducir la carta de un bistrot parisino en el que no falta el acompañamiento del típico ratatouille (pisto) que da nombre a la película (de hecho, es la guarnición de todos los platos principales).

La decoración está pensada hasta el último detalle, con ejemplos divertidos como los taburetes en forma de tapones de corcho de champán (por cierto, tienen uno personalizado por la ‘maison’ Lanson) y las sillas cuyo respaldo es como la chapa del mismo tapón.

No hay muchos platos, todos ellos vinculados a los menús y todos ellos sencillos, como la ensalada mixta con queso, remolacha, cebolleta y vinagreta con sésamo y soja como único entrante, y, como plato principal, ofrecen filete de ternera a la parrilla con patatas fritas, bacalao con puré de patatas o cazuela de verduras de temporada con tofu.

Como postres, algo más de variedad: babá (bizcocho) con ron, macedonia de frutas, tarta de manzana, tiramisú, tarta de chocolate con crema inglesa o queso brie con pan de frutos secos y jalea de melocotón de viña.

El menú con entrante y plato principal sin bebidas (se llama Rémy) cuesta 29,99 € y el menú Émile añade un entrante y un postre con agua o refresco por 39,99 €. Para niños (entrante, principal, postre, bebida y agua, zumo o leche), cuesta 19,99 €. Es muy recomendable pasar antes (mejor que después, por aquello de hacer la digestión tranquilamente) por la espectacular, impresionante atracción que lleva el nombre de la película.

Metidos en una vagoneta, con unas gafas para ver en tres dimensiones, entramos en el universo de ‘Ratatouille’ como una rata más, escapando del chef Skinner con la ayuda del pinche Linguini, mientras sentimos el calor de los fogones y el frío de la despensa, y las gotas de un champán que se descorcha ante nuestras narices nos salpican. Memorable.

Gastronomistas @Gastronomistas | Barcelona | Actualizado el 23/06/2018 a las 13:50 horas

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.