Publicidad

TODOS MURIERON

Así fueron los últimos minutos de la novia que murió en el accidente del helicóptero que la llevaba a su boda

Quiso dar una sorpresa a su futuro marido llegando a la boda en helicóptero pero terminó en tragedia. La aeronave con la novia acompañada de un hermano y la fotógrafa de la ceremonia, que estaba embarazada de seis meses, se estrelló en Sao Paulo y las imágenes que acaban de ser difundidas prueban que el piloto fue el culpable del siniestro.

antena3.com | Madrid
| 06.07.2017 15:25

El pasado diciembre una novia murió junto a todos sus acompañantes, incluidos su hermano y la fotógrafa embarazada de seis meses, en el accidente del helicóptero que la llevaba a la boda de forma secreta para darle una sorpresa al que iba a ser su futuro esposo.

Aunque todos murieron, la cámara utilizada para grabar esa sorpresa ha sido crucial. Uno de los familiares la encontró en el lugar del accidente y las imágenes prueban, según los investigadores, que el piloto fue el culpable del siniestro en Brasil.

La caída se produjo a pocos kilómetros del espacio que había sido alquilado para la fiesta. La novia, Rosemere do Nascimento Silva, de 32 años, tenía el sueño de llegar a la boda en helicóptero y sorprender a su prometido, pero mientras el novio estaba esperando en el altar se enteró del accidente, según el propietario del local y uno de los responsables de la organización de evento, Carlos Eduardo Batista.

"Todas las novias tienen un sueño y el de ella era llegar en helicóptero a su boda sin que nadie lo supiera"

"El novio no sabía que ella iba a llegar en helicóptero. Sería una sorpresa para él y para todos los asistentes a la fiesta. Todas las novias tienen un sueño y el de ella era llegar en helicóptero a su boda sin que nadie lo supiera", explicaba después del accidente Batista, uno de los pocos que sabía la sorpresa para poder organizarlo, según recoge el medio brasileño Globo.

Cuando el helicóptero no había aterrizado, el organizador llamó al responsable de la aeronave, que le confirmó que había despegado a la hora prevista y ya debería haber llegado a su destino. Poco después, Batista fue informado de que una avioneta se había estrellado en la zona pero que no creían que era en la que viajaba la novia.

En el momento en el que se recibió la confirmación del suceso, Batista avisó al pastor de la ceremonia y fueron los dos los que se lo comunicaron al novio, que estaba "en estado de shock".

La Agencia Nacional de Aviación Civil (ANAC) señaló que la aeronave tenía validada la inspección hasta el 16 de diciembre y que podía volar hasta el 1 de febrero de 2017 con una capacidad de tres personas sin contar al piloto.

Publicidad