El secretario de Acción de Gobierno de Podemos, Pablo Echenique, aseguró que por parte de su formación "no están rotas" las negociaciones con el PSOE y que están "dispuestos" a sentarse a hablar con el objetivo de alcanzar un acuerdo para apoyar la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno.

Así lo indicó en una entrevista en la que admitió que están "sorprendidos" por la dureza de las palabras de Sánchez contra su formación y, en concreto, contra su líder, Pablo Iglesias, con el que dio por rotas las negociaciones tras lanzar la consulta a los inscritos. "Por nuestra parte desde luego no están rotas. Estamos dispuestos a sentarnos con el PSOE a hablar de un acuerdo de gobierno dentro de 15 minutos, si se pone en contacto el candidato con nosotros. Por nuestra parte, estaremos encantados de poder sentarnos a hablar de un gobierno de coalición con el PSOE, porque es un tema de país", insistió.

Consulta a las bases

Echenique defendió la consulta a las bases de Podemos apuntando que han sido "enormemente cuidadosos para incluir todas las propuestas" del PSOE, y explicó que concretamente en la segunda opción de la consulta se recoge lo de un Ejecutivo "diseñado únicamente por el PSOE".

Precisamente, el dirigente de Podemos explicó que ellos entienden, según la oferta de los socialistas, que "si es el PSOE el que dice qué personas están cualificadas es un gobierno diseñado por PSOE". Echenique no aclaró si el escollo está en la incorporación o no de Iglesias en el Ejecutivo e indicó que "ojalá estuviéramos en esa fase, hablando de equipos, pero no han querido en ningún momento sentarse a plantear seriamente un acuerdo de gobierno".

Fuentes de Podemos comentaron que "no se pueden romper unas negociaciones que no han empezado" y, por tanto, "estamos igual que ayer, pero con un día menos para negociar".

Por otra parte, ante el final previsible de que la falta de acuerdo termine en nuevas elecciones generales, Echenique sostuvo que "Sánchez no nos va a llevar a una repetición electoral", porque "la gente ya votó" y, aunque ellos no obtuvieron el resultado esperado, fue un "resultado ilusionante". "No concebimos que el presidente haga que los españoles tengan que volver a votar", concluyó.