Publicidad

LÁSER

Rejuvenecer sin bisturí “made in Canarias”

Esta revolucionaria técnica permite eliminar arrugas y manchas y sólo está disponible en las islas.

Una revolucionaria técnica, sólo disponible en Canarias, nos permite deshacernos de las antiestéticas arrugas y manchas que aparecen en torno a las ojos con la edad. Se llama Resurfacing, y el resultado es sorprendente, vean. Eliminar manchas faciales y pequeñas arrugas alrededor de lOs ojos, sin apenas postoperatorio, ya es posible. y todo gracias a una técnica que se conoce  como Resurfacing, es decir, eliminar una finísima capa de la piel, para que se regenere, gracias a este láser.
Antes de usar el láser, el cirujano oftalmólogo ha retirado la grasa sobrante de los párpados y ha estirado la piel. Entonces comienza el Resurfacing.Se quema la piel de manera controlada, lo que hace que, a diferencia de los peelings químicos, estemos seguros del resultado final.

La precisión del láser permite además ir degradando la quemadura, para que no se note la transición entre la piel tratada y la no tratada. De momento, la única clínica oftalmológica que realiza esta intervención se encuentra en Canarias. Su precio oscila entre los 2.000 y los 3.000 euros.

 

Publicidad

Minerva Hernández Hernández, con la fantasía 'Vida'

Minerva Hernández, Reina del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria: "Lo primero que se me vino a la cabeza fue el agradecimiento a todo mi equipo"

Este fin de semana, el carnaval está en su apogeo en buena parte de España. El de Las Palmas de Gran Canaria vivía anoche uno de los momentos más esperados, la elección de su reina de las fiestas. Una noche llena de emoción para las jóvenes candidatas.

Una vivienda de okupas causa pánico entre los vecinos de Molino de Viento

Una vivienda de okupas causa pánico entre los vecinos de Molino de Viento

Peleas, drogas e incluso incendios son algunas de las situaciones que viven cada día los vecinos de Molino de Viento, en Las Palmas de Gran Canaria. Denuncian que la inseguridad les está llevando a abandonar el barrio y que ni la entidad bancaria propietaria de la vivienda ni el consistorio toman medidas para solucionar el problema.