CONSEJO DE MINISTROS

CONSEJO DE MINISTROS

El Gobierno aprueba la 'tarifa plana' como "impulso al empleo indefinido y estable"

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha explicado las condiciones por las que nuevos contratos indefinidos solo pagarán 100 euros a la Seguridad Social. Ha dicho que "son garantías para la empresa y también para el trabajador, ya que seguirá recibiendo todas las prestaciones sociales".

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes la tarifa plana de 100 euros de cotización a la Seguridad Social para la contratación indefinida de nuevos trabajadores por parte de las empresas, además de un paquete de leyes para fortalecer la financiación no bancaria de las pequeñas y medianas empresas.

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha explicado los detalles y las condiciones de la medida anunciada por el presidente del Gobierno, Mariano Majoy, en el Debate sobre el estado de la Nación, celebrado esta semana. Fue el pasado 25 de febrero, fecha que se pone como inicio del plazo a partir del cual los autónomas y las empresas pueden beneficiarse de la iniciativa, que concluirá el próximo 31 de diciembre. No obstante, fuentes del Ministerio de Empleo indicaron que podrá prorrogarse si a la vista de los resultados se considera adecuado.

Con esta decisión, cualquier empresa, sea cual sea su tamaño, que quiera contratar a más trabajadores y lo haga de forma estable, independientemente de su edad, cotizará a la Seguridad Social por contingencias comunes cien euros al mes durante los dos primeros años siempre que suponga un aumento de plantilla. Además, las empresas con menos de 10 trabajadores podrán beneficiarse en el tercer año de una reducción adiciona. De esta forma, ha dicho la ministra, el Gobierno pretende "impulsar la creación de empleo indefinido y estable en empresas pequeñas".

Otros requisitos que ha citado Báez serán que el autónomo o empresario esté al corriente de sus obligaciones tributarias y con la Seguridad Social, y también que se mantenga el empleo al menos durante los 3 años siguientes a la contratación indefinida; en caso contrario, tendrá que reintegrar total o parcialmente el importe del que se ha beneficiado.

Además, la empresa no puede haber realizado despidos colectivos ni individuales declarados improcedentes seis meses antes de la celebración de los nuevos contratos. No obstante, ha indicado que, para no perjudicar a las empresas que por causa de la crisis hayan tenido que despedir a trabajadores antes de conocerse esta medida, dicho periodo de seis meses no empezará a contar hasta el 25 de febrero de este año.

Báñez también ha desvelado novedades en la iniciativa como que se permitirá que la contratación indefinida se pueda hacer a tiempo parcial: la 'tarifa plana' será de 75 euros al mes cuando el trabajador cuente con un trabajo a tiempo parcial del 75% de la jornada completa y de 50 euros para contratos a media jornada.

La medida implicará un ahorro al empleador cercano al 75% en la cotización por contingencias comunes. Para un sueldo bruto anual de 20.000 euros, esta 'tarifa plana' ahorrará a las empresas 3.520 euros anuales, es decir, unos 7.040 euros en dos años.

La ministra ha destacado que "son garantías para la empresa y también para el trabajador, ya que seguirá recibiendo todas las prestaciones sociales". Ha subrayado que esta medida es posible porque por primera vez España ha dejado de destruir empleo y porque, "tras 68 registros negativos, la afiliación aumentó en enero".

Medidas para la financiación empresarial

El Consejo de Ministros ha tramitado también el anteproyecto de ley de fomento de la financiación empresarial. Esta iniciativa establecerá una obligación de preaviso de las entidades financieras de al menos tres meses cuando se vaya a cancelar o reducir notablemente la financiación de las pymes.

Asimismo, las empresas tendrán derecho a conocer la información crediticia que tienen las entidades sobre ellas con el fin de corregir los errores que tengan y que puedan perjudicar su imagen de solvencia y su acceso al crédito.

Se pondrá en marcha también la llamada "ley ascensor", que articula procedimientos reglados para que una empresa que va ganando tamaño pueda ir accediendo a formas de financiación cada vez más sofisticadas, desde fondos de inversión, pasando por el mercado alternativo bursátil, hasta llegar a la Bolsa.

Este viernes se ha avalado igualmente una modificación de la legislación de capital-riesgo para, entre otras novedades, crear una nueva forma de inversión, el capital riesgo-pyme, con grandes ventajas desde el punto de vista financiero para los inversores. El Consejo de Ministros ha aprobado además el Plan Estratégico de Internacionalización de la Economía Española 2014-2015 para favorecer la presencia de las empresas en el exterior.

Los mas vistos

Economía Digital

Todo sobre finanzas, empresas, tecnología e industria

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.