Para César Calderón Pedro Sánchez fue el gran ausente en el debate electoral. Considera que dejó pasar buenas oportunidades "tratando de ser presidencial y moderado". Sobre Pablo Casado cree que tras mostrarse "poco contundente" en su intervención en el primer debate supo reaccionar en la segunda ocasión hablando de política y ciudadanos "como un típico líder del PP".

Cree que los candidatos cometieron el error de dejarle a Pablo Iglesias todo el carril del centro libre. "Iglesias fue el sorprendente destacado de este debate", precisa.

En cuanto a la valoración de Albert Rivera cree que "después de un primer gran debate, Rivera se lleno de 'gadgets' y orgullo y no consiguió que sus mensajes llegaran a la ciudadanía."Rivera se perdió en un marasmo de golpes de efecto", concluye.