Según los técnicos, el fuego tiene flancos que están "fuera de capacidad de extinción". Esto significa que los equipos de extinción no pueden actuar en esas zonas y el fuego devora la vegetación .

Las causas principales son dos: una, la altura de las llamas en algunos puntos superan los 50 metros de altura. Los medios aéreos lo tienen casi imposible porque pueden colapsar los motores.

La segunda razón fundamental es la dificultad de los accesos. La única forma de acceder al fuego es por una carretera que no tiene salida. Sería una "ratonera"para los servicios de extinción.

El objetivo del dispositivo de bomberos, es por tanto, contener al fuego para evitar que llegue a núcleos poblacionales.