36.086440

Publicidad

Violencia de género

Eva, víctima de violencia de género: "Ya tenía una orden de alejamiento cuando vino a matarme, no entiendo que lo pongan en la calle"

Eva es víctima de violencia de género y hoy le han notificado que su exmarido, el hombre que le disparó e intentó asesinarla, ha sido puesto en libertad. Una decisión que ha tomado la Audiencia de Pontevedra porque considera que no hay riesgo de fuga.

Coincidiendo con el 25 de noviembre, Día Internacional contra la Violencia de Género, Eva ha recibido la peor noticia que podían darle. El hombre que intentó acabar con su vida, su ex marido, ha sido puesto en libertad. Así lo ha decidido la Audiencia de Pontevedra en un auto en el que pone fin al año y medio de prisión preventiva de su agresor porque considera que no hay riesgo de fuga.

"A mi no me importa que se fugue, a mi me importa que vuelva a intentarlo como ya hizo más de una vez". Eva está indignada. "No me imaginaba que esto podía pasar, yo con él en prisión podía hacer vida y tratar de recuperarme, pero ahora…".

Hace dos años del momento que casi le cuesta la vida a esta vecina de O Grove, en Pontevedra. Estaba en su casa cuando su ex marido entró, saltándose la orden de alejamiento, y trató de matarla. Dos disparos en la cabeza y un rescate de película por la ventana para intervenirla de urgencia y salvarle la vida. Por suerte fue posible, "yo puedo contarlo, no como tantas otras". Su agresor la dio por muerta, "él creyó que me había matado", y trató de suicidarse, pero también sin éxito.

El juicio todavía no se ha celebrado pero el hombre se encontraba en prisión preventiva. Hasta ayer. La Guardia Civil fue la encargada de darle a Eva la noticia. "Llegaron a mi casa y me dijeron que me traían un aparato que tenía que llevar siempre conmigo porque mi exmarido iba a salir de la cárcel una hora después". Se trata de un localizador que pitará si él se salta los 500 metros de distancia. Ella no se lo cree. "Es que ya lo intentó más veces, ¿quién me dice que no lo va a volver a intentar? ¿Y si esto no funciona?".

La fecha en la que nos encontramos, el Día Internacional contra la Violencia de Género, no hace sino sumar indignación a la situación. "Mi hija lleva meses en tratamiento psicológico, y esto ha sido un golpe muy duro. No puede ser. Hay que endurecer las penas, los agresores no pueden estar en la calle".

Publicidad