87.999833

Publicidad

Desaparición

El párroco conocía los motivos de la desaparición de la mujer hallada viva en Asturias: "Sé sus razones pero no las puede decir"

Una enfermedad ha desvelado la verdadera identidad de Blanca. Los motivos de su huida de León hace 25 años solo los conoce el párroco de la zona: "Yo se parte, no lo sé todo pero, por secreto profesional, no debo hablar". En Asturias la conocían como Eva, donde llevaba una vida normal.

En resumen

  • La policía descubrió su verdadera identidad tras acudir a su casa y encontrarla deshidratada y desorientada

Una mujer de 68 años fue localizada viva en Siero (Asturias) el pasado martes después de que desapareciera en León en el 1995. La Policía Local de esta localidad asturiana la ha localizado 25 años después cuando acudió a su casa tras una llamada de los vecinos quienes aseguraran que llevaban días sin verla.

Los agentes de policía entraron en su casa y la encontraron sentada en el suelo, sin poder moverse, presentando un cuadro de deshidratación aguda y desorientada. La mujer tuvo que ser ingresada en un hospital en la UCI del hospital de Oviedo y aún se desconoce por qué abandonó su casa hace 25 años sin dar ningún tipo de explicaciones.

El nombre real de la mujer es Blanca, aunque todos los vecinos aseguran que la conocen por Eva. Una enfermedad y la preocupación de sus vecinos han sacado a la luz su verdadera identidad: "Nos enteramos ahora, que vino el hermano aquí y estuvo hablando con nosotros. Nos dice que llevaban 25 años buscándola", explica un vecino.

Blanca, maestra de profesión, trabajaba en las oficinas de Renfe en León cuando desapareció. Acabó en Siero, una zona discreta en la que llevaba una vida normal, estableciendo relaciones laborales y vecinales: "Se dedicaba a cuidar niños y perros", afirma un vecino. Otra vecina de la zona confiesa que la mujer no se ocultaba en absoluto porque la conocían "todos".

Se desconocen los motivos de su huida

Los motivos de su voluntaria huida siguen ocultos: "Yo se parte, no lo sé todo. Parte de la historia que sé, la hablamos ayer sentados pero, por secreto profesional, no debo hablar", desvela el párroco de la zona.

Las investigaciones siguieron varias pistas e hipótesis sin éxito e incluso pensaron que se había ahogado en Cantabria en 2001: "No es por alguna cosa excepcional de algún crimen o alguna cosa que haya habido".

Publicidad