Comer medusas como alternativa para una pesca sostenible

Publicidad

Especies en peligro de extinción

Comer medusas, la alternativa para una pesca sostenible

Comer medusas podría ser una buena alternativa para dejar de pescar otros pescados y mariscos que están en peligro de extinción. Ya lo recomendó la FAO y ahora también científicos australianos que alertan de la necesidad urgente de promover una pesca sostenible.

Científicos australianos alertan de la necesidad urgente de promover la pesca sostenible. La mayoría de pescado y también gran parte del marisco que se consume en todo el mundo comienza a estar en peligro de extinción y por eso aconsejan comer medusas, una especie que prolifera de forma descontrolada.

Los chinos comen medusas desde hace más 1.700 años

Como alternativa proponen que se empiecen a comer medusas y que se incluya en las dietas de pescado, como hacen en China desde hace más de 1.700 años. Ahora pretenden que esa costumbre se extienda por todo el mundo porque investigadores de la Universidad de Queensland (Australia) han analizado los registros mundiales de pesca industrial y han encontrado que más de 100 especies de mariscos que se capturan están en grave peligro de extinción. La pesca de estas especies es ilegal pero se practica a diario en océanos de todo el mundo.

Más de 100 especies de mariscos en peligro

Precisamente, Australia es uno de los países ricos, como tantos otros, que importa y captura esas especies de marisco amenazados: "Debería ser ilegal comer algo que está en peligro de extinción, especialmente especies que están en peligro crítico de extinción; si podemos coordinar mejor las políticas de pesca y conservación, podemos evitar que suceda" asegura una de las investigadoras del estudio, la doctora Carissa Klein.

La FAO, en 2013, ya propuso incluir medusas en la dieta para contrarrestar su proliferación en el mar. Proponía que fueran ingeridas en forma de productos elaborados. "Si no puedes luchar contra ellas....comételas". Ése era el lema de los expertos, según el informe publicado por la ONU en Roma.

Precisamente, las medusas se han convertido en una auténtica amenaza para los peces ya que se alimentan de su huevas y larvas. Eso, unido a la pesca excesiva y descontrolada de especies amenazadas, hace que sea cada vez más urgente adoptar medidas.

Publicidad