114.005167

Publicidad

Coronavirus

Una pareja germano-brasileña se reencuentra tras ocho meses separados por las restricciones del coronavirus

La llegada del coronavirus provocó restricciones. Esta pareja germano-brasileña permaneció separada desde enero, ante la prohibición de entrar o salir de Alemania hacia países no pertenecientes a la Unión Europea.

En resumen

  • Han estado desde enero sin verse
  • Renata Alves se ha realizado una prueba de coronavirus al llegara a Alemania

Una pareja germano-brasileña se ha vuelto a ver, tras varios meses separada debido a las restricciones provocadas por el coronavirus. Alemania ha flexibilizado los controles fronterizos para las parejas no casadas, que puedan demostrar que sus relaciones continúan.

Renata Alves, de 40 años, regresó en enero a su país natal Brasil, tras visitar a su pareja Florian Mehler, de 41 años, que vive cerca de Frankfurt, en Alemania. Desde aquel momento y con la llegada del coronavirus no volvieron a verse.

La mayoría de países de la Unión Europea (UE) cerraron fronteras a aquellos viajeros que no pertenecieran al conjunto de países miembros, siempre que no fueran trabajadores esenciales o que estuvieran casados con un residente de la UE.

Se ha realizado una prueba de coronavirus para acceder a Alemania

"Tuvimos que reunir tanto papeleo, increíble", explicó Florian Mehler. La campaña en redes sociales bajo los hashtags #LoveIsEssential y #LoveIsNotTourism permitió que Alemania accediese a la entrada de personas procedentes de países que considera con alto riesgo.

Para poder entrar, Renata Alves se realizó una prueba de coronavirus. Hasta que obtenga los resultados, permanecerá en casa de Mehler. "Si es negativo saldemos un poco y le mostraré las partes de Alemania que todavía no ha visto", afirma Mehler.

Alves tiene los papeles necesarios para poder trasladarse a Alemania y para buscar trabajo. La pareja, de diferentes países, viajó tres veces en total durante el último año para verse. Renata Alves viajó a Alemania dos veces y Florian Mehler una vez a Brasil.

Publicidad