Publicidad

No le llegan los pies al suelo cuando se sienta en la banqueta ante el piano, pero eso no le impide a Chen Anke tocar de manera espectacular. Asombró en el programa norteamericano de búsqueda de talentos Little Bib Shots. En su casa de Pekín nos dice que "Mozart es mi favorito porque su música es muy rápida y muy divertida".

Va a la guardería y reserva cuatro horas para ensayar, con su padre al lado: "Cada vez que aprende una partitura nueva le busco vídeos de grandes pianistas para que le sirvan de guía".

Lleva solo dos años tocando el piano y ya puede tocar partituras complejas. Le gustan los cuentos sobre músicos, pero confiesa no tiene "tiempo de jugar con mis amigos".

No le llegan los pies al suelo cuando se sienta en la banqueta ante el piano, pero eso no le impide a Chen Anke tocar de manera espectacular. Asombró en el programa norteamericano de búsqueda de talentos Little Bib Shots. En su casa de Pekín nos dice que "Mozart es mi favorito porque su música es muy rápida y muy divertida".

Va a la guardería y reserva cuatro horas para ensayar, con su padre al lado: "Cada vez que aprende una partitura nueva le busco vídeos de grandes pianistas para que le sirvan de guía".

Lleva solo dos años tocando el piano y ya puede tocar partituras complejas. Le gustan los cuentos sobre músicos, pero confiesa no tiene "tiempo de jugar con mis amigos".

Publicidad