120.00

Publicidad

Coronavirus

Se acabó la pedagogía con el coronavirus: las fuerzas de seguridad refuerzan los controles para evitar que se salte el confinamiento

Los primeros días las fuerzas de seguridad advertían e informaban sobre el estado de alarma y el confinamiento. A partir de ahora se van a poner más duros.

La Policía Nacional y la Guardia Civil detuvieron ayer a 60 personas por incumplir normas establecidas por el Gobierno en el estado de alarma para hacer frente a la pandemia de coronavirus COVID-19. En concreto, la Policía Nacional arrestó a 49 ciudadanos y la Guardia Civil otras 11, según han informado los respectivos directores operativos, José Ángel González y Laurentino Ceña, respectivamente. Las detenciones se produjeron por desobediencia y no cumplir los requisitos que establece el decreto del estado de alarma.

Se ha acabado la pedagogía

"La gente se cansa de estar en casa pero tenemos que cumplir lo que nos marca el real decreto", ha explicado González. Y aunque ambos mandos policiales han destacado que no se están produciendo incidentes graves, han lanzado una advertencia: "Los dos o tres primeros días de vigencia del decreto fueron días de pedagogía, días de levantar un poco la mano, de informar a la gente. Ha llegado el momento de que esos días se han acabado". Además, las fuerzas de seguridad denegaron ayer la entrada a 996 vehículos en los controles restablecidos en las fronteras terrestres con Francia y Portugal donde ayer se controlaron 7.000 vehículos.

Cataluña: más de 1.300 denuncias

Los Mossos d'Esquadra han identificado en los últimos días a 6.839 personas, han denunciado a 1.345 y han detenido a 16 por desobedecer las restricciones del estado de alarma por el coronavirus y controlarán que nadie vaya a su segunda residencia para pasar el fin de semana. Así lo ha anunciado el conseller de Interior, Miquel Buch, en una rueda de prensa telemática en la que ha insistido en la importancia de que la gente se quede confinada en su casa para evitar la propagación del coronavirus. Desde que los Mossos activaron la semana pasada el dispositivo ORIS, para controlar que se cumplen con las restricciones impuestas en el marco de la alarma sanitaria.

Madrid: más controles

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha anunciado que se reforzará la presencia de Policía Municipal en los controles a pie de calle y a vehículos debido a los comportamientos "incívicos" de algunos ciudadanos con respecto a las restricciones de movimiento que contempla el estado de alarma decretado para contener el avance del coronavirus. En la rueda de prensa telemática posterior a la Junta de Gobierno, el alcalde ha lamentado las más de 800 sanciones interpuestas el miércoles, una cifra que "cuadruplica" la de los primeros días desde que se decretase el estado de alarma.

Publicidad