158.997167

Publicidad

Coronavirus

Quim Torra se dirige a los más jóvenes durante el coronavirus: "Hoy un botellón no es una fiesta, es un acto de insolidaridad"

Quim Torra ha querido señalar que "tomaré las decisiones que hagan falta sin que me tiemble el pulso" tras el aumento de casos de coronavirus que mantiene a varios municipios de Cataluña con medidas restrictivas.

El presidente de Cataluña, Quim Torra, ha comparecido este lunes para tratar los temas de coronavirus que afectan en gran medida en la comunidad con varios rebrotes. Torra considera que "estamos ante 10 días muy importantes" y asegura que "si no mejoramos tendremos que retroceder".

Torra ha indicado que en la última semana se han realizado 62.000 pruebas PCRs en la comunidad para detectar casos de coronavirus. Ha querido destacar que la edad media de los casos de coronavirus es de 37,5 años, ha caído respecto a la edad que se daba en marzo y que rondaba por los 60 años.

Ante dichas palabras Torra ha señalado que "tomaré las decisiones que hagan falta sin que me tiemble el pulso. No me presionará ningún lobby". Y reconoce que hay que evitar la transmisión comunitaria y que los próximos 10 días serán decisivos para no implantar medidas más restrictivas.

Torra ha insistido en varias ocasiones durante la comparecencia en que los próximos 10 días serán claves para decidir nuevas medidas más restrictivas si aumentan los casos de coronavirus. Y pide "solidaridad y hacer un esfuerzo colectivo".

Ha querido dirigirse a los más jóvenes diciendo que "hoy un botellón no es una fiesta, es un acto de insolidaridad" y ha pedido a las autoridades que se apliquen con severidad las sanciones si no se respetan las medidas que proponen.

Señala Torra que "estamos como febrero y no quiero que llegue marzo" al referirse al aumento de casos que se van situando a los datos que se obtuvieron en el mes pasado.

Publicidad