47.999833

Publicidad

Superación

Las lágrimas de Tomás Martínez, un ciclista con cáncer, tras acabar su tercera Titan Desert: "Me mantiene vivo"

En 2018 le dieron tres meses de vida, pero Tomás Martínez es un 'titán' en el desierto. Enfermo de un triple cáncer, ha terminado su tercera edición del Titan Desert y su imagen al llegar a meta deja sin palabras.

Tomás Martínez es todo un luchador. Hace 9 años le diagnosticaron un tumor en el ojo, hace dos le dieron tres meses de vida... y ahora acaba de terminar su tercera Titan Desert. Tomás lloraba de emoción al llegar a la meta en una imagen que pone los pelos de punta escucharle. Tomás tiene metástasis, cáncer de hígado y pulmón, pero ha vuelto a terminar esta durísima carrera ciclista.

El ciclista ha acabado su tercera participación en el Titan Desert que este año se ha disputado en tierras almerienses. Este campeón ha festejado la gesta de rodillas y con lágrimas en los ojos: "Hay que seguir, no me queda otra. ¿Qué hago? Hay que seguir. La Titan me mantiene vivo". Más de 400 km en 5 etapas y con más de 7.000 metros de desnivel positivo. Martínez quiere dar así visibilidad a todos los que luchan contra el cáncer con su ejemplo de superación encomiable.

El ejemplo de Chris Nikic

Otro gran ejemplo que nos llega hoy es el de Chris Nikic. Y es que un Ironman es la prueba de resistencia extrema por excelencia en el mundo del atletismo. Un reto brutal donde hay que nadar 3,86 kilómetros, pedalear 180 kilómetros y correr una maratón.

Una auténtica barbaridad que Chris Nikic, un joven de 21 años con síndrome de Down, ha logrado completar en Florida. Se trata del primer triatleta con síndrome de Down que termina un Ironman en la historia, en concreto, el Ironman de Florida.

Publicidad