Así amedrentaba 'el chicle' a su víctima. Habían transcurrido solo unos segundos desde que la intercepta. Entre esta amenaza y las palabras en las que 'el chicle' intenta tranquilizar a la joven pasan sólo cuatro segundos. ¿Qué ocurre en ese lapso de tiempo? ¿Por qué el Chicle cambia el tono de amenaza a disculpa?

Analizando el audio con detenimiento se llega a escuchar un vehículo que pasa junto al agresor y la víctima y el sonido de una puerta. En la sala la víctima corrobora esa información ya que asegura que cuando estaba en el maletero del coche vio pasar un vehículo negro que iba en sentido contrario de donde estaba el coche aparcado.

Asimismo, durante un momento de la conversación se oye cómo se cierra una puerta. Uno de los jóvenes que rescató a la víctima recuerda que Enrique Abuín tenía abierto el maletero y la puerta del copiloto. En sede judicial 'el chicle' señaló que no recordaba esos audios ni se reconocía en ellos pese a que un amigo de la víctima aseguró que se los envió la joven por WhatsApp de forma accidental.