Sobre el acto que ha protagonizado el presidente de la Generalitat, Quim Torra, en la Ciudad de la Justicia de Barcelona par autoinculparse de un delito de sedición, asegura que lo han hecho porque "todos nos sentimos parte del proceso".

Borràs cree que el derecho de protesta está siendo alterado y "la represión no va a ser la respuesta, sino que la política debería serlo".

Critica lo que considera como violencia y represión policial sobre "ciudadanos que se manifestaban de manera pacífica". "Las imágenes van a ser investigadas y se van a depurar responsabilidades", destacaba.

Critica que el ministro del interior, Fernando Grande-Marlaska considere que "el independensitmo es peor que la banda terrorista que dejó el rastro de muerte más terrible que la historia de España". "Seguro que a estos agentes incluso les condecora pese a ejercer acciones con la ciudadanía pacífica", lamentaba.

En un momento dado de la conversación la tensión aumentaba entre Susanna Griso y la entrevistada que incluso le espetaba a la periodista que no necesitaban "traficar con el dolor de las víctimas". Apuntaba que tanto ella como Torra han visitado a los policías heridos aunque no haya trascendido a los medios.

"Respeto su opinión y me encanta entrevistarla pero no nos ponemos de acuerdo ni si quiera en mi propio apellido", concluía la presentadora. Borrás pronunciaba el apellido de la periodista como 'Grisu' y se justificaba en que "la 'ó' en catalán es átona y se pronuncia Grisu". A lo que la presentadora respondía que su apellido es italiano y toda la vida se ha pronunciado Griso.