Los inspectores de Hacienda quieren premiar a los 'chivatos fiscales'. Su propuesta es dar dinero a quien denuncie un fraude. Una propuesta parcialmente novedoso. En nuestro país ya existió que el denunciante se lleve el 50%. Esto existió en la dictadura de Franco.

Ignacio Ruiz-Jarabo, exdirector de la agencia tributaria, considera que "todos los que pagamos nuestros impuestos estamos deseando que los inspectores de hacienda sean más eficaces en la lucha contra el fraude. Esa eficacia permitiría que no pagaramos tantos impuestosç".

Y añade, "que en esta lucha contra el fraude no puede caber todo como es el caso con esta propuesta que se acaba de realiza".

En otros países como Alemania y Estado Unidos se hace y funciona. De hecho, el estadounidense Bradley Charles Birkenfeld se convirtió en millonario por denunciar el fraude del banco en el que trabajaba.