El periodista Alfonso Egea ha mostrado algunas de las imágenes de destrozos que explican la situación de alarma que se vive en la ciudad. En algunas imágenes se muestran los adoquines sacados directamente de las aceras o los grandes tornillos que se lanzan a los efectivos de seguridad.

Vehículos destrozados, clavos preparados para atacar los neumáticos de los vehículos de intervención y herramientas improvisadas como barras de hierro para romper la acera y obtener la munición para arrojarle a Mossos o Policía.

"Lo que dejan ver las imágenes es que los manifestantes están jugando al desgaste, son muchos días y muchos agentes desplazados", explica Alfonso Egea."La gran pregunta ahora es cuánto tiempo podrán soportar los agentes esta presión diaria", concluye.