La Ertzaintza ha detenido este sábado en Bilbao a cinco manifestantes que se han enfrentado a la Ertzaintza con motivo de la celebración de un mitin de Vox, e identificado a otros cinco que han insultado, agredido y amenazado a los seguidores de Abascal en el mitin que han dado en San Sebastián.

En Blbao, la Ertzaintza ha realizado los arrestos después de cargar varias veces contra más de un centenar de personas de la organización juvenil de la izquierda abertzale, Ernai, el movimiento feminista, LGTB, de acogida a refugiados y de organizaciones antifascistas, concentradas ante el Palacio Euskalduna de Bilbao, donde su líder, Santiago Abascal, ha participado en un acto electoral.

Según fuentes del departamento de Seguridad del Gobierno Vasco, los cinco detenidos participaban en la concentración convocada por Ernai, la organización juvenil de la izquierda abertzale, hora y media antes del mitin de Abascal. Al grito de "españoles hijos de puta", "Vosotros fascistas sois los terroristas", "Alde hemendik (fuera de aquí)" y "la lucha es el único camino", los manifestantes que se han acercado a las inmediaciones del Palacio Euskalduna han comenzado a arrojar, algunos de ellos embozados, piedras, botellas y bengalas, a lo que los agentes han respondido cargando contra los manifestantes para dispersarlos lanzando balas de goma.

Durante horas, han protagonizado enfrentamientos e incidentes intermitentes en las inmediaciones del palacio donde se ha celebrado el mitin y en la Gran Vía. Han llegado a cortar con barricadas el tramo final de esta avenida y el servicio del tranvía, al volcar contenedores en las vías. El servicio del tranvía ha quedado restablecido pasadas las 20:40 horas de la tarde al retirarse el contenedor volcado sobre la vía. También han esparcido basura, vidrio y papel en mitad de la calzada y utilizado estos elementos como proyectiles contra los agentes antidisturbios.

En la Gran Vía han llegado a dar fuego a un contenedor, que ha tenido que ser extinguido por los Bomberos de Bilbao, y apedreado las lunas de un coche. Los incidentes y enfrentamientos han remitido pasadas las 20.30 horas, momento en que han tomado las calles céntricas de Bilbao las procesiones del Sábado de Dolores. Para evitar el encuentro de los asistentes al mitin de Vox con los manifestantes al final del acto, los seguidores de Abascal han sido desalojados del Palacio Euskalduna por un lateral alejado del lugar donde estaban los manifestantes.

Los incidentes en Bilbao han ocurrido unas horas después de que asistentes a un mitin de Vox en San Sebastián hayan sido increpados, insultados y agredidos por otro grupo de simpatizantes de la izquierda abertzale, algunos de ellos con el rostro tapado, que les aguardaban a la salida de un acto en el Kursaal. Los momentos de mayor tensión se han producido cuando salían del edificio los simpatizantes de Vox, algunos de los cuales han sido llamados "asesinos", zarandeados y golpeados en un ambiente de gran tensión que ha obligado a intervenir a la Ertzaintza para facilitar el desalojo del centro y a cortar parte de la calle a peatones y vehículos.

Aunque en este caso no ha habido detenciones, cinco personas han sido identificadas y a cuatro de ellas se les abrirá expediente administrativo contra la ley de seguridad ciudadana: a dos por falta de respeto a los agentes de la autoridad, a otra por incumplimiento de lo estipulado en la manifestación y a la cuarta por colocar una pancarta frente al Kursaal. El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha acusado, en el mitin de Bilbao al Gobierno vasco de permitir y "tolerar" el acoso, las amenazas y las agresiones a los seguidores de su formación que han acudido a ambos actos políticos.

Abascal -que ha iniciado el mitin con retraso al afectarle el atasco generado en los accesos a Bilbao por los enfrentamientos entre la Ertzaintza y los manifestantes-, ha censurado la actitud del Ejecutivo de Iñigo Urkullu en su alocución ante un auditorio con capacidad para 600 personas lleno. "El PNV, una vez más, hoy no utilizando los medios públicos con los que tiene el deber de garantizar la seguridad y las libertades y ha vuelto a ser cómplice de los de siempre", ha dicho en referencia a los radicales vascos.

El presidente del PNV, Andoni Ortuzar, ha lamentado que los "ultras de aquí, los nostálgicos de la 'kale borroka'" hayan caído en la trampa de Abascal", lo que a su juicio se va a traducir "en más votos para los ultras de allí". El alcalde de Bilbao, Juan María Aburto, ha expresado su "rotundo rechazo" a los incidentes y ha afirmado que "en Bilbao sobran los provocadores y los que parece que añoran los años de la 'kale borroka' (violencia callejera de apoyo a ETA)" y "los ultras y los radicales y todas sus violencias, sean físicas o verbales".

El PSE/EE de Euskadi, en otro mensaje en las redes también ha expresado su condena por los incidentes y "comportamientos violentos del día que sólo dan aire a los intolerantes de uno y otro lado". La candidata número uno del PP al Congreso por Bizkaia, Beatriz Fanjul, ha considerado "intolerable" lo ocurrido en San Sebastián y ha enviado "ánimo y cariño" a quienes han decidido acudir a un acto de la formación de Santiago Abascal.

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha reprochado este sábado al PSOE que se apoye en el PNV, la formación política que "lleva dentro el virus de la traición" y "actúa de la manera más traicionera" en España.

Abascal, quien arrancó ayer la campaña en Oviedo como símbolo de la reconquista, ha celebrado este sábado un mitin en San Sebastián, ante algo más de 350 personas que no llenaron el aforo de la sala reservada en el centro Kursaal, preparada para 500 asistentes.

En su alocución ha abogado contra el "miedo" que a su juicio sigue imperando en Euskadi, que impide a sus ciudadanos declararse abiertamente vascos y españoles y que ha logrado que no se acerquen más personas al acto del Kursaal.