Publicidad

Museo del Prado

El Museo del Prado descubre que una de sus esculturas medievales es en realidad del siglo XX

Se trata de la 'Virgen orante entronizada'' y estaba catalogada como escultura del siglo XV.

En 2017, la escultura de la 'Virgen orante entronizada' del Museo del Prado fue retirada durante un tiempo al público para limpiarla y restaurarla, ya que se creía del siglo XV. Y precisamente limpiándola, para sorpresa de los restauradores, descubrieron que esta pieza no era ni de lejos de la época medieval, sino del siglo XX.

De tener al menos 500 años a tener unos 100. Esto es lo que le ha ocurrido a la 'Virgen orante entronizada', una escultura adquirida por el Patronato Nacional de Museos en 1971 y asignada al Museo Nacional del Prado en 1974. Cuando el patronato se hizo con ella, se la trató como una 'reliquia' ya que fue vendida y catalogada como pieza de escultura medieval perteneciente a la escuela española del siglo XV.

Un timo descubierto por casualidad

En octubre de 2017, la virgen fue trasladada al taller de Restauración y allí detectaron que algo no encajaba. La falta de calidad desde el punto de vista de la policromía, la calidad del material y la forma en la que estaba labrada desvelaron que muy probablemente no se trataba de una escultura del siglo XV. Cuando se profundizó más en el tratamiento de limpieza, se confirmaron las sospechas: no era una pieza auténtica.

En junio se iba a hacer público el resultado de la investigación que demuestra que la venta de esta escultura en 1971 fue un timo. Lo iban a explicar en el Congreso Internacional, Alabaster As Material For Medieval And Renaissance Sculpture, llevado a cabo por el Museo del Louvre el día 24 y 25 de junio, pero tal y como explica el Museo del Prado, "las consecuencias derivadas de la pandemia han provocado el aplazamiento de dicho Congreso hasta el próximo año".

Escultura 'Virgen orante entronizada' | EFE

Publicidad