Espacio

Restringido el espacio aéreo en parte de España por el cohete chino fuera de control

Durante la mañana de este viernes, el tráfico aéreo se ha visto afectado en varias comunidades autónomas a consecuencia de la caída del cohete chino CZ5B.

Publicidad

La caída en la Tierra del cohete chino CZB5, de unas 20 toneladas lanzado el pasado 21 de octubre, ha captado la atención del mundo entero. En España, durante la mañana de este viernes, el espacio aéreo de varias comunidades autónomas se ha visto afectado.

La cuenta oficial de Twitter de Protección Civil de Cataluña, sobre las 09:05 de la mañana, informaba de la restricción "total de los vuelos en Cataluña y otras comunidades" a consecuencia de la caída del objeto espacial entre la franja de las 09:30 y las 10:18 horas (hora peninsular).

Por el momento, son varios los aeropuertos de diferentes comunidades autónomas (Cataluña, Palma de Mallorca, Castilla y León, Navarra, Aragón y Madrid) los afectados por esta restricción temporal 'rate zero' del tráfico aéreo.

A consecuencia de ello, son decenas los vuelos que se están retrasando en diferentes puntos de la Península y podrían verse afectados a lo largo de esta jornada. No se descartan cancelaciones y se prevé que los retrasos, aunque se retome la normalidad del tráfico aéreo, puedan ser de hasta 5 horas en algunos aeropuertos como el de El Prat, en Barcelona.

Ya a primera hora de este lunes, se ponía sobre la mesa que la caída del cohete podría afectar al tráfico aéreo internacional "en forma de retrasos en tierra y desvíos de ruta en vuelo". Asimismo, un comunicado publicado por la Agencia Europea de Seguridad Aérea, el cohete podría impactar entre las 09:03 y las 19:37 hora peninsular. En ese intervalo, se han estimado posibles trayectorias de reingreso. Al sur de Europa, la entrada de este cohete de 20 toneladas podría afectar, además de Barcelona, a Canarias y Madrid (España), Marsella (Francia), Santa María y Lisboa (Portugal), Roma y Bríndisi (Italia), Atenas (Grecia) Y Nicosia (Chipre).

No obstante, se desconoce por completo dónde caerán los restos de la nave. Desde la EASA aseguran que "es difícil en este momento predecir exactamente la trayectoria y el lugar dónde caerán las piezas".

A priori, es muy poco probable que haya riesgo en tierra por la colisión del cohete. "Tienes muchas más probabilidades de ganar la lotería que de recibir el impacto de este objeto", han comunicado desde el panel de expertos de Aerospace Corporation. "El riesgo para un individuo es de seis por 10 billones".

China no ha tomado 'cartas en el asunto'

El 31 de octubre China lanzó uno de sus cohetes Long March 5B desde el Centro de Lanzamiento Espacial Wenchang (Hainan). Con este lanzamiento, enviaban el tercer y último módulo a la estación espacial china Tiangong: Mengtian. Ahora, el cohete tiene que reentrar en la atmosfera terrestre.

Esta es la cuarta vez que una pieza de un Long March 5B entra de manera incontrolada a la Tierra. A pesar de que no es la primera vez, China parece que todavía no ha solucionado este riesgo que toman con sus lanzamientos, dejando el lugar del aterrizaje al azar.

Las otras veces en las que una etapa central del Long March 5B ha reentrado de forma descontrolada a la atmósfera no han ocasionado ninguna muerte ni herido. Cayeron en una zona habitada de la costa occidental de África, en el Océano Índico y en el norte de Borneo (Asia). Aunque todavía no haya habido daños humanos, los científicos temen que esto pueda ocurrir, en algún momento u otro, si no se toman las medidas necesarias.

Publicidad