En verano se intensifica en Gran Canaria la lucha contra la culebra real californiana. Es una especie invasora introducida por el hombre a finales de los 90 y hoy un problema medioambiental grave. Aunque es inofensiva para el hombre, esta acabando con especies autóctonas y desequilibrando el ecosistema. El año pasado, los "cazaculebras" lograron recoger más de 1.000 ejemplares.

Salimos de patrulla con los "cazaculebras". Cada día revisan y colocan trampas para la culebra real californiana.

La plaga se ha extendido a puntos muy distantes de la isla
plaga

Con el calor es cuando se puede atrapar a esta especie invasora que ha ido tomando la isla de gran canaria. Es inofensiva para el hombre, pero no tiene depredadores y acaba con todo.Las instituciones invierten dinero y personal para acabar con una plaga que parece no tener fin. Más de 1000 ejemplares atrapados el año pasado y 500 de enero a hoy. La plaga se ha extendido a puntos muy distantes de la isla de forma accidental o intencionada.

En 12 años de lucha han capturado 6600 culebras, pero hacen una lectura más positiva: han evitado que la población de este dañino reptil alcance los 75 mil ejemplares.