Sarah Hyland es una de las actrices más sexys del panorama hollywoodiense. Saltó a la fama con la serie 'Modern Family', que emite Neox, y desde entonces estamos acostumbrados a verla en todas las alfombras rojas. En 2012 la joven actriz se sometió a un trasplante de riñón a causa de la displasia renal que sufre. Esta enfermedad es una dolencia crónica que afecta al desarrollo de sus riñones.

A pesar de la dura lucha que libra contra la enfermedad, Hyland ha querido compartir una imagen de las cicatrices que le han quedado tras el trasplante de riñón. Tumbada al sol y en bikini, la actriz ha publicado una fotografía en Instagram Stories donde se aprecian las marcas de la operación. Pero además de las cicatrices, también podemos observar que Hyland parece estar muy recuperada tras el ingreso que sufrió hace una semana.

Siempre positiva y con mensajes muy alentadores, la actriz es una mujer fuerte y sin complejos que no tiene reparo en publicar fotografías donde muestra el lado menos agradable de su vida. Así lo mostró también hace una semana cuando fue ingresada por su enfermedad y también quiso dar a conocer una imagen de sí misma con la cara hinchada mostrando así, de nuevo, las consecuencias de la enfermedad.